¿Qué músculos se trabajan con la bicicleta estática?

Yamila Papa Pintor · 27 julio, 2018
Es uno de los ejercicios para hacer fitness más comunes, pero no solo trae beneficios de cardio, la bicicleta estática también nos permite trabajar la musculación de nuestro cuerpo

Cuando usamos la bicicleta estática, ya sea en casa o en el gimnasio, estamos trabajando no solo el aparato cardiovascular, sino también varios músculos. Te contamos cuáles son en el siguiente artículo.

¿Qué músculos ejercitamos con una bicicleta estática?

La bicicleta estática o fija nos ofrece un buen entrenamiento de cardio y si bien el nivel de exigencia depende de nosotros (y de las cargas y la velocidad de pedaleo), lo cierto es que tiene un gran efecto en ciertos músculos.

Uno de los principales beneficios de andar en bicicleta o usar la estática es que se afinan las piernas, los glúteos y los muslos, además de que el cuerpo en su totalidad se oxigena mejor.

Si tu idea es reforzar o desarrollar músculo usando la bicicleta deberás saber que nada se consigue de la noche a la mañana. Por lo tanto, tendrás que ejercitar al menos tres veces por semana.

Postura correcta en la bici estática.

Los primeros efectos recién se empiezan a notar al mes o mes y medio. Aunque se cree que con la bicicleta solo se trabajan los músculos inferiores, lo cierto es que también los superiores deben hacer algo de esfuerzo:

1. Cuádriceps

Estos músculos que se encuentran en la parte frontal de los muslos son los encargados de hacer la mayor parte del esfuerzo para poder pedalear hacia adelante. Este es el motivo por el cual la bicicleta fija es una de las mejores opciones para tonificarlos.

2. Glúteos

Aunque estemos en el sillín, también trabajaremos esta zona del cuerpo. Sin embargo, para mejores resultados, es mejor variar entre estar sentados y parados (como sucede en las clases de spinning). Tanto el glúteo mayor como el medio son los que más se benefician con la bicicleta estática.

3. Gemelos

Ya que toda la pierna trabaja durante el ejercicio… ¡Los gemelos también se refuerzan! No importa si estamos sentados o parados inclinados hacia adelante, lo cierto es que esta zona del cuerpo se tonifica más rápido que cualquier otra.

Mantener una buena postura en la bicicleta estática.

Quizás se deba a que suele tener menos grasa que las demás o que hace un buen esfuerzo para pedalear. Además, aunque no te des cuenta, los gemelos se tensan durante todo el ejercicio.

4. Espalda

Si bien trabaja en menor medida que los músculos inferiores, la columna vertebral también se refuerza. En el caso de usar bicicleta estática ‘común’ es muy importante mantener la postura, con la espalda recta.

Si hacemos spinning o indoor cycle aún debemos prestar más atención: los movimientos de subir y bajar del sillín pueden hacernos encorvar la columna y sufrir contracturas o lesiones.

5. Abdominales

Al tener la espalda recta y la postura correcta, podemos trabajar los músculos del abdomen cuando andamos en bicicleta. ¡No hace falta echarse al suelo con una colchoneta al terminar la rutina para hacer abdominales!

6. Bíceps y tríceps

Estos músculos ubicados en los brazos son los responsables de sostener el manillar y cumplir con la postura correcta. Los ejercitarás más si alternas el movimiento del resto del cuerpo (subiendo y bajando del sillín).

Un truco: ejerce presión con las manos en el manillar de la bicicleta estática para tensar los bíceps y tríceps… No será cómo levantar pesas, pero aumentarás el trabajo en esa zona.

Para trabajar en mayor o menor medida los músculos cuando hacemos bicicleta estática es fundamental la intensidad, así como también la velocidad. Si bien este ejercicio permite un entrenamiento de fuerza y de resistencia, no siempre ayuda a aumentar la musculatura.

Si quieres mejorar los resultados, tendrás que evitar el típico ‘pedaleo tranquilo’ mirando el móvil o la televisión del gimnasio. Tendrás que combinar ciclos sentado y de pie, añadir sprints (más velocidad), alternar la resistencia (las cargas) y apretar abdominales y glúteos cuando pedaleas.