Cómo ayuda el ejercicio cardiovascular a la salud del corazón

Es uno de los objetivos básicos del deporte, mantener nuestro corazón y el sistema cardiovascular en óptimas condiciones de salud para evitar tener problemas en el futuro; conoce todos los beneficios del cardio y como nos ayuda

Son muchas las bondades de hacer ejercicio cardiovascular para nuestra salud en general. Y sobre todo, para nuestro corazón. En este artículo te contaremos de qué manera ayuda el deporte moderado o del tipo ‘cardio’. ¡No dudes en practicarlo!

El ejercicio cardiovascular y sus beneficios para el corazón

Una buena rutina de cardio y una dieta equilibrada son esenciales para mantener la salud en condiciones. Y no solo la física, sino también la emocional. Esto se debe a que el ejercicio cardiovascular tiene muchos beneficios: desde bajar de peso hasta eliminar el estrés.

Estar en movimiento permite al corazón bombear sangre hacia el cuerpo de manera más eficiente. Aquellas que entrenan regularmente reducen los riesgos de padecer problemas o enfermedades cardíacas.

Consejos para empezar a correr.

Si nos ponemos un poco en ‘científicos’ podríamos decir también que el ejercicio cardiovascular influye positivamente en las mitocondrias, es decir, en las células encargadas de producir energía para todo el cuerpo. Son clave en la adaptación del músculo del corazón a los esfuerzos o demandas que el ejercicio necesita.

Sin dudas, la clave para aprovechar todas las bondades de una rutina de cardio reside en la continuidad. Si queremos conseguir resultados, tenemos que ser regulares en la práctica.

Los ejercicios aeróbicos o de cardio son una de las mejores opciones que tenemos para bajar de peso y mantenernos en forma. Entre los beneficios de esta práctica a nivel cardíaco encontramos:

1. Mejora la circulación

Es perfecto para aquellos que sufren de varices o edemas debido a estar muchas horas de pie o sentados. También se recomienda en los que siempre tienen los pies o las manos fríos. El retorno venoso es mejor cuando se practica deporte aeróbico.

2. Fortalece el corazón

El corazón es un músculo que requiere entrenamiento, tal y como sucede con los bíceps o los gemelos. Cuando hacemos ejercicio, debe esforzarse por bombear sangre a todo el cuerpo. Esta rutina lo hace cada vez más fuerte. Por lo tanto, tiene mayor capacidad de resistencia hacia otras actividades cotidianas o en el gimnasio.

Cuidar la salud con ejercicios de cardio.

Cuando hacemos ejercicio el corazón se hace más fuerte y aumenta la fibra cardíaca del miocardio (una de las capas que lo recubren). Bombear la sangre es más sencillo.

3. Controla la presión arterial

En relación a lo anterior, cuando el corazón bombea sangre de forma adecuada, la tensión arterial se equilibra. Por eso se recomienda practicar ejercicio aeróbico a aquellas personas con presión elevada.

4. Reduce la grasa en sangre

Cuando comemos de forma poco saludable, las arterias van acumulando grasa en sus paredes. Esto no permite el paso correcto de la sangre y puede causar paros cardíacos, entre otros problemas. Si hacemos ejercicio cardiovascular de a poco reduciremos el colesterol provocado por un taponamiento arterial.

5. Baja de peso

Esto tiene una relación muy estrecha con la salud de nuestro corazón, ya que cuando hay sobrepeso, el músculo debe hacer un esfuerzo superior para bombear sangre. Por lo tanto, al adelgazar gracias al ejercicio estamos ayudando a nuestro sistema cardíaco.

¿Son de verdad eficaces los controladores de calorías de las maquinas de cardio?

6. Aumenta la cantidad de glóbulos rojos

Esto facilita el transporte de oxígeno a todas partes del cuerpo, por lo tanto evitamos que se nos duerman las extremidades o que las sintamos demasiado frías incluso cuando la temperatura es elevada.

¿Qué ejercicio cardiovascular es adecuado para mi?

Ahora que ya sabes algunos de los beneficios del ejercicio cardiovascular para tu salud, es tiempo de que elijas la mejor disciplina para disfrutar tales ventajas. No es cuestión de empezar de forma brusca, porque eso puede ocasionar lesiones o dolores.

Lo mejor que puedes hacer es ir despacio, a tu propio ritmo. Recuerda que es mucho mejor hacer algo a que no hacer nada. Escucha a tu cuerpo, será la mejor manera de saber si lo estás haciendo bien. Reduce la intensidad, detente o cambia de deporte si es necesario.

¿Cuáles son las mejores opciones de ejercicio cardiovascular? Puedes andar a ritmo más acelerado que lo habitual o bien animarte a correr por el parque. Otras alternativas son nadar, andar en bicicleta, jugar al tenis, practicar badminton o saltar a la comba. También el aerobics o la danza pueden ser buenas alternativas.

Te puede gustar