Conoce 7 tipos de entrenamiento running ideales para ti

Adrian1 10 marzo, 2018
Para aumentar el tiempo en carreras y kilómetros recorridos, debes asegurarte de no correr siempre de la misma manera o con la misma intensidad.; para evitar que esto te suceda, se requiere de un buen plan de entrenamiento para running

El correr también es una disciplina que requiere de una rutina diaria, no se trata de correr por correr. Para mejorar tu marca, el entrenamiento de carrera debe estar conformado por varios tipos de entrenamiento running, en los cuales se debe considerar varios factores, entre ellos las exigencias individuales y cuáles son sus alcances.

Antes de iniciar, conoce los diferentes entrenamientos y evalúa tus objetivos para que combines diferentes estilos y crees tu propia formula de entrenamiento totalmente adecuada a ti.

Entrenamientos running

Lo primero que debes tener claro que al comenzar a entrenar es que debes fijarte un objetivo claro en mente. Para hacerlo, debes organizar un plan de entrenamiento que constará de distintos tipos de salida que se deben alternar para ir mejorando progresivamente.

Salidas de corta distancia

Estas se caracterizan por realizarse al mismo ritmo que se llevará durante toda la carrera. En casos de recorridos de corta de distancia, se pueden combinar con entrenamientos de fuerza o técnicas de carrera. Este tipo de entrenamiento es de intensidad moderada y la duración es mínima, suelen usarse durante las tiradas más largas o de series.

Salidas de larga distancia

Este tipo de entrenamiento running es el favorito de los corredores profesionales, ya que se inicia con un ritmo lento, sin importar que el recorrido sea más largo.

El objetivo es sumar kilómetros y preparar a las piernas para el gran esfuerzo al que se va a enfrentar, como del de un medio maratón o un maratón, además, se puede programar salir a correr en grupo, debido a que este tipo de entrenamiento suele ser el más ideal para hacer más ameno los kilómetros recorridos.

Algo que garantizará el éxito en tu carrera es alternar tu rutina habitual con diferentes entrenamientos de series al menos una vez por semana. Entre las series puedes encontrar: larga, corta, en pirámides y ascendente.

Serie larga

Estas se realizan a un ritmo mucho más rápido que el ritmo con el que se recorrerá la carrera, mientras que su descanso es un poco más extendido para que las pulsaciones puedan volver a bajar, este puede ser de 2 a 3 minutos dependiendo de cada corredor. Se consideran largas cuando van de 1 o más kilómetros, todo dependerá de 3 factores:

  1. Estado físico.
  2. Distancia a correr.
  3. Entrenamiento global.

Serie corta

Esta serie de entrenamiento running consta de 200 a 500 metros, se puede realizar en otras distancias también. El objetivo de esta rutina es aumentar la velocidad y el consumo máximo de oxígeno. Aunque no lo parezca, esta es la serie más temida por los runners por todo el esfuerzo que se requiere. Tanto es así, que el día previo que se vaya aplicar debe ser un día de descanso.

Serie ascendente

Cuando se dice serie ascendente se refiere a kilometraje, este debe ser incluido a distancias largas tal como un maratón. Básicamente, todo entrenamiento de series ascendentes exige mantener un ritmo más alto que el que apliques durante la carrera en distancias progresivamente más largas.

Cabe destacar que no debes sobre entrenar en las series anteriores, la idea es que proporciones tanto el tiempo como las energías para realizar toda la serie.

Serie descendente

Al igual que en el de serie ascendente, se refiere al kilometraje pero también al tiempo. En cuanto al kilometraje, se realizan de 5 a 6 sesiones en las que se debe ir reduciendo la distancia y al mismo tiempo ir aumentando poco a poco el ritmo en el que se corre. Como se trata de un entrenamiento que requiere mayor esfuerzo físico, no se debe exceder de su aplicación.

Básicamente, es un entrenamiento ideal para distancias medias o para mejorar los tiempos en distancias cortas. También, se debe controlar bien las pulsaciones y el ritmo, para ello el pulsometro puede ser de gran utilidad.

Fartlek

Este método fartlek se basa más que todo en tus propias sensaciones por correr, no tanto por lo que marca el pulsometro, debido a esto, los descansos entre cada serie de trabajo deben ser más frecuentes, manteniendo el trote para bajar las pulsaciones, y el arranque lo determinarán las sensaciones de correr.

Para realizar tu propia formula de carrera, debes combinar todos estos tipos de entrenamiento running. Por ejemplo, durante la semana puedes incluir un día de serie larga, otro de corta y 1 o 2 de fartklet. Estas combinaciones y las distintas series pueden ser un buen plan de entrenamiento de carrera.

Te puede gustar