10 errores que cometemos al preparar una maratón

Fernando Clementin 17 febrero, 2018
Afrontar una gran cita requiere de una preparación previa, tanto física como de información, lo que nos evitara cometer algunos errores muy comunes que a la postre lastran nuestros objetivos

Prepararse para correr una maratón es una meta que muchas personas se trazan a lo largo de sus vidas. Es una gran prueba de superación personal que requiere de un arduo trabajo de fondo para llegar en condiciones al momento de la competencia. Sin embargo, hay muchas creencias erróneas que llevan a cometer errores al preparar una maratón.

Esto se da más frecuentemente en principiantes que recién se inician en el mundo del running, pero también acontece con corredores más avanzados. La planificación del entrenamiento no es fácil; a menudo por desconocimiento o mitos populares, caemos en equivocaciones que pueden salir caro.

10 errores al preparar una maratón

1.- Comenzar con demasiada intensidad

Lo primero que se debe considerar es que preparar una maratón es una tarea que lleva su tiempo. No se puede estar listo para correr 42 kilómetros de la noche a la mañana.

Por eso, el entrenamiento debe ser progresivo, paulatino y cumplir con algunos otros requisitos que describiremos a continuación. Aunque el vigor y la voluntad de superación son más que positivas para este tipo de retos, también debe primar la mesura y la paciencia.

2.- No descansar lo suficiente

Muy ligado al punto anterior; el descanso es, aunque no lo parezca, una parte más del entrenamiento. Se recomienda descansar un día cada dos o tres de entrenamiento, según su intensidad y la forma física del atleta. Para quienes recién comienzan, lo mejor es no entrenar más de tres días a la semana.

Si no se respeta el debido descanso, lo más probable es que las lesiones comiencen a aparecer. Además, el rendimiento en los entrenos no será el mismo si no dejamos que los músculos se recompongan.

Errores al preparar una maratón.

3.- No elegir el calzado adecuado

Al ser una de las actividades físicas más demandantes, el maratonismo exige contar con un calzado acorde a esta exigencia. Hoy en día se pueden adquirir piezas muy livianas y cómodas, ideales para este tipo de deporte.

Por otro lado, utilizar unas zapatillas que no se condigan con nuestros requerimientos puede causar importantes lesiones; no solo en los pies, sino que también pueden verse afectados los tobillos, las rodillas y hasta la cadera.

4.- Correr demasiado rápido

Por el contrario de lo que todo el mundo imagina, los corredores profesionales entrenan a un ritmo suave la mayor parte de la sesión. Al comienzo, llevar un ritmo lento es lo mejor que puedes hacer para ir evaluando tu capacidad y alargando los recorridos.

Una vez que pase el tiempo, te costará menos esfuerzo llegar a los objetivos propuestos y podrás añadir dificultad a tus entrenos. La sobrexigencia en los entrenamientos es uno de los más frecuentes errores al preparar una maratón.

 5.- No cumplir con la alimentación adecuada

Llevar un régimen alimenticio acorde a las necesidades de cada deporte es tan importante como el entrenamiento en sí. Su finalidad es proveer energía, contribuir en la recuperación muscular y prevenir lesiones.

En el caso de los corredores, es esencial incluir frutas y verduras en la dieta, ya que aportan grandes cantidades de vitaminas, minerales, energía y fibra. Además, también es necesario incorporar proteínas, presentes en la leche, el pollo, los pescados y las carnes rojas. Por último, también son necesarios los carbohidratos de alimentos como las pastas, el arroz y los frutos secos.

6.- No hidratarse lo suficiente

El agua es vital para nuestros músculos. Mantenerse hidratado durante el entrenamiento o la competencia permitirá a tu organismo reponer el líquido y las sales expulsadas a través de la transpiración para mantener la temperatura corporal.

Las consecuencias de la deshidratación pueden ser graves para los deportistas. Van desde el cansancio hasta los calambres y lesiones. En un cuadro severo de deshidratación, hasta la vida de la persona podría estar en riesgo.

Errores al preparar una maratón.

7.- Estiramiento insuficiente

Uno de los más graves errores al preparar una maratón. Es primordial aprender diversas técnicas de estiramiento de piernas para relajar los músculos y prevenir lesiones. Al igual que con el calentamiento previo, muchos subestiman la importancia de este proceso, que debe realizarse sin excepción luego de cada sesión de entrenamiento.

Lo ideal es hacerlo con calma, estirando relajadamente los músculos entrenados. No es bueno hacerlo con rebotes o movimientos bruscos ni tampoco exigir al máximo al músculo hasta sentir dolor.

8.- Entrenar siempre sobre asfalto

Las superficies duras dañan progresivamente nuestras articulaciones. El desgaste tras cierto tiempo de entrenamiento puede pasarnos factura, por lo que es mejor entrenar sobre hierba o tierra. Múdate al asfalto solamente en los días previos a la competición.

9.- Dejar de lado los abdominales

Si bien puede parecer que no existe relación entre una maratón y los abdominales, son una parte importante de la preparación. Al fortalecerlos, se equilibran fuerzas en el tren inferior y evitaremos sobrecargar demasiado las piernas. Así, evitarás lesiones en la zona púbica y la espalda.

10.- Comenzar demasiado rápido la carrera

En el afán de no perder pisada con los líderes del pelotón, solemos sobrexigirnos y acelerar más de la cuenta en los primeros kilómetros. Debes procurar evitar esto: solo lograrás estar cansado a mitad de la prueba.

Lo mejor es mantener un ritmo estable y constante para lograr nuestro objetivo. Sobre el final de la carrera, puedes aumentar la marcha y llegar al máximo si tu cuerpo te lo permite.

Si evitas estos errores al preparar una maratón, tus chances de alcanzar la meta propuesta aumentarán considerablemente. Recuerda: con paciencia y constancia puedes lograr ese gran objetivo deportivo que es completar esta demandante prueba.

Te puede gustar