Miguel Induráin: uno de los mejores ciclistas españoles de todos los tiempos

5 junio, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el periodista deportivo Fernando Clementin
Solo cuatro ciclistas pueden jactarse de haber ganado el Tour de Francia en cinco ocasiones. Uno de ellos es el español Miguel Induráin, quien además lo hizo de manera consecutiva.

Miguel Induráin Larraya fue profesional del ciclismo entre 1984 y 1996. En ese período, llegó a convertirse en uno de los deportistas más destacados de la disciplina, en la que supo consagrarse en las competencias más importantes. Repasamos la trayectoria de un símbolo del deporte español.

Desde sus inicios en Villava, Navarra, Induráin se mostró interesado por el ciclismo. Cuando de niño le regalaron una bicicleta para visitar a su madre en un pueblo cercano, ya se podía notar su apego por este elemento y todo lo que podía hacer con él.

Comenzó a competir a los doce años, y se destacó desde un principio en pruebas regionales. Más adelante, a los 18 años y habiendo desarrollado una exitosa etapa juvenil, fue fichado por el equipo profesional Reynolds. Ya para los veinte años de edad, en 1984, debutó como profesional para ese mismo elenco.

Las grandes consagraciones de Miguel Induráin

Los logros más destacados de este ciclista español se dieron en los Juegos Olímpicos de 1996, el Tour de Francia, donde se consagró en cinco ediciones, y en el Giro de Italia, que ganó en dos oportunidades. A continuación, ofrecemos una breve reseña de cada una de sus hazañas:

Tour de Francia

Su primera participación en esta prueba fue en 1985, con 21 años de edad. Pese a que no la finalizó, fue el principio de un rendimiento ascendente. En 1988 fue compañero de Pedro Delgado, quien se adjudicó la competencia más famosa de este deporte.

En 1991, Miguel Induráin se quedó con el primero de sus Tour de Francia. Greg Lemond era el favorito para esa edición, pero la gran actuación del español le valió una victoria histórica; era el cuarto español en ganar la ronda francesa.

Los años exitosos continuaron en 1992, 1993, 1994 y 1995. La tercera de sus conquistas (la de 1993) fue particularmente dura, ya que Induráin se enfermó en medio de la competición y debió luchar contra la fiebre en la tercera prueba contrarreloj. No obstante, ni siquiera así pudieron arrebatarle la victoria.

Sus hazañas en el Tour de Francia serán recordadas por siempre.
Imagen: Facebook @miguelindurainfanclub

Tanto para sus dos últimas consagraciones como para el año posterior, 1996, Induráin ya era considerado por los especialistas como uno de los máximos candidatos a quedarse con el maillot amarillo. No obstante, la hegemonía del ciclista español se cortó en 1996 y diversas circunstancias lo llevaron a retirarse poco después.

Giro de Italia

En 1992 y 1993, Induráin consiguió el denominado doblete: Giro y Tour. Al hacerlo, se convirtió en el primer ciclista español que triunfó en esta prueba italiana. En ambas ocasiones supo sacar partido de las etapas contrarreloj, que eran su fuerte, y aguantar los embates de sus competidores en la montaña y en la cronoescalada.

Campeonato del Mundo Contrarreloj de 1995

Esta prueba, una de las competiciones mundiales de ciclismo (está entre las tres modalidades del Campeonato del Mundo de Ciclismo en ruta), se desarrolló en Colombia en esa ocasión. Induráin tuvo muy buenos rendimientos en los circuitos de las diferentes ciudades, lo que lo llevó a conseguir el primer lugar.

No obstante, no intentó quedarse con el récord de la hora, que premia al ciclista que recorra una mayor distancia en ese lapso de tiempo, porque el velódromo se encontraba en malas condiciones. Precisamente, ese fue uno de los primeros choques con los directivos del equipo Banesto.

Juegos Olímpicos Atlanta 1996

Para esta cita olímpica, Induráin ya llegaba madurando la decisión de alejarse del mundo del ciclismo. Ese año no compitió en el Giro de Italia y el clima de frío y lluvia le jugaron una mala pasada en el Tour de Francia, donde se coronó por primera vez el danés Bjarne Riis; once años después, quien destronara a Induráin admitió haberse dopado en ese certamen.

Además, Miguel Induráin debió abandonar en la 13ra etapa de la Vuelta de España; alegó que no se sentía en condiciones físicas de continuar la competencia.

Sin embargo, en suelo norteamericano consiguió la reivindicación. En Atlanta, el español consiguió la medalla de oro en la prueba contrarreloj.

Miguel Induráin es el ciclista español más exitoso de todos los tiempos.
Imagen: Facebook @miguelindurainfanclub

Miguel Induráin y su retiro

Ciertas actitudes de su equipo, sobre todo la obligación de correr pruebas como la Vuelta de España de 1996, hicieron que el ciclista rompiera el vínculo y decidiera retirarse de la actividad profesional ese año.

En su conferencia de despedida, mencionó el deseo de pasar más tiempo con su familia como motivo principal de su despedida. Los Juegos Olímpicos, consideraba, habían sido una buena despedida, pese a que su última imagen como ciclista se vio en el abandono en España.

En definitiva, no caben dudas de que Miguel Induráin será recordado como uno de los mejores ciclistas de todos los tiempos. Ganador de cinco Tour de Francia —que podrían haber sido seis— un oro olímpico y dos Giro de Italia, su vasta trayectoria habla a las claras de su calidad como deportista.

  • Miguel Induráin. Wikipedia. Disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/Miguel_Indur%C3%A1in#Inicios_en_el_ciclismo
  • Miguel Induráin, biografía. Sitio oficial de Miguel Induráin. Disponible en: https://www.laindurain.com/miguel-indurain