Los mejores jugadores en tierra batida

Jorge Camon · 3 noviembre, 2018
La superficie en el tenis importa y mucho, y pese a que un gran jugador siempre va a poder adaptarse al terreno por sus cualidades, hay ciertos tenistas que ha marcado la leyenda sobre tierra batida

Jugar en tierra batida no es nada fácil, pero siempre ha habido jugadores que han dominado esta superficie de polvo de ladrillo con maestría y puño de hierro. A continuación, analizamos a los mejores.

Nadal, el rey de la tierra batida

En primer lugar, tenemos que nombrar al español Rafael Nadal, del que podemos decir que es el mejor tenista de tierra batida del siglo XXI, gracias a sus 53 títulos sobre esta superficie. Además, 10 de ellos han sido Gran Slam, con lo que ha logrado superar a Guillermo Vilas.

A pesar de los largos siete meses que el español ha estado lesionado en la última temporada, y que han hecho que Nadal se llegase a plantearse su retirada, el de Manacor quiere seguir sumando.

¿Por qué Nadal es invencible en tierra batida?

El dominio de Guillermo Vilas

Guillermo Vilas es, sin lugar a dudas, el mejor tenista argentino de toda la historia. Así lo demuestra con sus 49 títulos en tierra batida, récord que superó hace no mucho el anteriormente mencionado Rafael Nadal.

Además de todos sus títulos ganados, es el creador de la`Gran Willy´, un golpe que consiste en devolver la pelota por debajo de las piernas.

Guillermo Vilas.

La versatilidad de Bjorn Borg

Si hablamos de tierra batida, no nos podemos olvidar de Bjorn Borg, un ex tenista sueco que brilló como pocos en la historia del deporte durante su época de jugador entre 1973 y 1981. En estos años, logró títulos tan importantes como cinco Wimbledon, seis Roland Garros y dos Masters, antes de retirarse a los 26 años de edad.

Bjorn Borg, ha declarado en varias ocasiones su admiración por el mallorquín Rafael Nadal:

“Nadal es el mejor jugador que ha existido jamás sobre tierra batida”.

– Bjorn Borg –

La constancia de Thomas Muster

Otro gran jugador sobre tierra batida fue Thomas Muster, el mejor tenista austriaco de todos los tiempos. En su época, era conocido como `El rey de la tierra´, gracias a que Muster ha logrado 44 títulos, 40 de ellos en tierra batida.

Thomas Muster.

En febrero de 1996 logró ser el número uno del ranking ATP durante seis semanas seguidas. Además, acumuló 40 partidos invicto consecutivamente, lo que le lleva a estar en el puesto tres del ranking, después de Rafael Nadal y Guillermo Vilas.

La espina clavada de Manuel Orantes

Un tenista que no tuvo la misma suerte, fue Manolo Orantes, quien pisó por primera vez una pista de tenis a los siete años, y fue ganador de 33 torneos en su carrera. Era conocido por su juego de revés y su drive demoledor y, aunque ganó todo tipo de torneos en tierra batida, Roland Garros se le resistió. Sobre este tema ha hecho declaraciones como:

“Es mi espina clavada, tras haber ganado todos los torneos de tierra batida del mundo, sólo éste se me escapó”.

– Manolo Orantes –

Actualmente, Orantes admira mucho a Rafa Nadal, sobre todo cuando juega en tierra batida. Para él, es el mejor jugador sobre esta superficie junto con Borg:

 “Bjorn Borg me llevaba siempre al límite, era el Nadal de la época”.

– Manolo Orantes –

Otras grandes figuras de la tierra batida

Estos son los tenistas que más títulos sobre tierra batida poseen, pero resulta imposible hablar de esta superficie sin citar otros nombres como Mats Wilander, quien se proclamó campeón de Roland Garros en tres ocasiones y perdió dos finales, o Guillermo Coria.

Coria es un ex tenista profesional argentino que fue apodado como `El mago´. Fue Top Ten durante tres temporadas consecutivas, en 2003, 2004 y 2005, donde alcanzó un ranking máximo número tres durante 2004 y 2005. La superficie de polvo de ladrillo es la que mejor se adaptaba a su juego.

A partir de 2006, tuvo una brusca baja en su rendimiento tenístico, de la cual nunca se recuperaría. Finalmente, anunció su retiro en abril de 2009 con tan sólo 27 años y tres meses.

El español David Ferrer, quien ha ganado 13 títulos en pista de arcilla (cinco de ellos en categoría ATP World Tour 500 y los ocho restantes en ATP World Tour 250).

Novak  Djokovic, ganador de 14 títulos en tierra batida, entre los que destaca un Grand Slam (Roland Garros 2016).

El mejor jugador de todos los tiempos, Roger Federer, quien ha ganado 11 títulos en tierra batida, entre los que destaca un Grand Slam (Roland Garros 2011).

La nueva promesa

Por último, el joven tenista Dominic Thiem, que puede ser el jugador sucesor de Rafael Nadal en tierra batida.

Un dato importante del austriaco, es que desde su presentación triunfal en el circuito en 2015, nadie ha ganado más torneos que él sobre arcilla (Niza, Umag y Gstaad 2015; Buenos Aires y Niza 2016 y Río de Janeiro 2017).

Dominic Thiem no parece que quiera parar de crecer en su tenis y ascender en su carrera. Su temporada la superficie de arcilla en 2017 ha sido más que buena, aunque frenada en parte, por los todavía fuertes Nadal y Djokovic. Todo apunta a que puede asentarse en entre los mejores jugadores de tierra batida del tenis.