Los partidos más largos de tenis en la historia

Jorge Camón Claveria · 25 marzo, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el fisioterapeuta Abel Verdejo el 25 marzo, 2019
A lo largo del siglo XX se comenzaron a producir partidos de tenis mucho más largos de lo habitual dada la destreza de los contrincantes. En el siglo XXI, esta tendencia continúa.

Normalmente, los partidos tienen una duración de entre dos y tres horas, aunque siempre pueden haber excepciones. De hecho, han habido partidos de casi once horas. Por ello, a continuación, comentaremos cuáles han sido algunos de los partidos más largos de tenis.

En los últimos años, el nivel de los jugadores ha resultado ser más alto, lo que hace menos excepcional ver partidos de seis horas. Además, están están bastante parejos en lo que respecta a su desenvolvimiento en la pista, por lo que no es tan extraño que los partidos se prolonguen más de lo establecido. 

Los partidos más largos del siglo XX

Unos de estos partidos emblemáticos fue el disputado en Wimbledon en el año 1969 entre los estadounidenses Pancho Gonzales y Charles Pasarel. En este encuentro se llegó a un total de 112 juegos, en los que Gonzales perdió los dos primeros sets, pero al final consiguió derrotar a su rival.

Poco después se introducirían los tie breaks (muerte súbita), que evitan la prolongación de los sets cuando se producen empates a seis juegos.

En el año 1982, John McEnroe venció a Mats Wilander, un joven de 17 años que acababa de ganar Roland Garros, en la final de la Copa Davis en nada más y nada menos que 6 horas y 22 minutos. Con esta victoria logró un récord en este campeonato, al jugar y ganar los 12 partidos disputados.

John McEnroe tuvo uno de los partidos más largos de tenis de la historia.

Y del siglo XXI

Los franceses Arnaud Clement y Fabrice Santoro, batieron el récord del partido más largo de un Grand Slam en la era Open (6 horas y 33 minutos) en el año 2004.
El encuentro, que terminó con victoria de Santoro, empezó el lunes pero tuvo que ser suspendido por falta de luz en el momento en el que empataban a cinco en el quinto set.
En el año 2005, en la final de la Tennis Masters Cup, el argentino David Nalbandian y el suizo Roger Federer, jugaron durante cuatro horas y media. Finalmente, el argentino se llevó el título y con esto rompió la racha del suizo de 24 finales vencidas consecutivamente.

Un año después, en el año 2006 hubo otro de los partidos más largos de tenis, en el que se enfrentaron Knowles y Nestor, contra Aspelin y Perry por parejas en Wimbledon. El partido duró 6 horas y 9 minutos, y se disputó en dos días debido a la falta de luz y quedando 23-21 en el set final.

Más recientemente, en el año 2009, el equipo británico decidió que sus jugadores compitieran entre ellos para ver quién iba a jugar la eliminatoria contra Ucrania de la Copa Davis.

¿De qué están hechas las pelotas de tenis?

Todo salió mal debido a que Chris Eaton necesitó 6 horas y 40 minutos para vencer a su compañero de equipo, con lo que llegaron cansados a la eliminatoria y Ucrania se alzó con la victoria por un contundente cuatro a uno.

Este mismo año, Radek Stepanek jugó en la semifinal de la Copa Davis contra Ivo Karlovic durante 5 horas y 59 minutos. En el partido hubo cuatro tie breaks y el partido se decidió con un 16-14 en el último set, a favor de checo Radek Stepanek.

El dato más importante del partido fueron los 78 ‘aces’ de Karlovic que, sin embargo, no le sirvieron para lograr la victoria pero sí para otorgarle un récord mundial.

El récord insuperable

En el año 2010, John Isner batió el récord de los partidos más largos de tenis de la historia, ya que venció a Nicolas Mahut en 11 horas y 5 minutos en Wimbledon.

John Isner en uno de los partidos más largos de la historia.

El partido tuvo que jugarse en tres días, y fue el del medio el más largo, ya que jugaron siete horas sin descanso. El set final se decidió con un 70-68 a favor del estadounidense. Además del récord de tiempo, se batieron otros nuevos como, por ejemplo:

  • Mayor cantidad de aces en un partido, 216.
  • Set más largo, 8 horas y 11 minutos.
  • Mayor cantidad de puntos en un partido, 980.
  • Mayor cantidad de puntos ganados por un jugador en un partido, 502 – Y esto lo consiguió Mahut, quien perdió el partido-.

En años recientes, uno de los partidos más largos de tenis fue en el año 2015, en la Copa Davis entre Leonardo Mayer y Joao Souza, con una duración de 6 horas y 43 minutos con un resultado en el set final de 15-13.

Para los jugadores supone mucho desgaste físico y mental jugar estos partidos, ya que los campeonatos suelen jugarse en poco tiempo y llevan el cansancio acumulado de partidos de rondas anteriores, que han jugado hace apenas dos o tres días.

Sin embargo, para los amantes de este deporte, ver los partidos más largos de tenis es un placer, ya que no dejan de ver grandes puntos de sus ídolos.