Alimentos con gluten

Aitana González Díaz · 13 mayo, 2018
Cada vez es más común que los fabricantes de productos alimenticios descarten el gluten, pero hay ciertos alimentos que incluyen esta proteína entre sus componentes

El gluten es una parte innata de la estructura del grano de trigo, más concretamente, conforma la mayoría de sus proteínas. Pero no solo se encuentra en dicho cereal, sino que también esta presente en otros como el centeno y la cebada.

La adición de estos cereales a otros productos procesados durante su elaboración, hace que estos también lo contengan y, por tanto, es necesario revisar las etiquetas de dichos alimentos si por algún motivo patológico sigues una dieta sin gluten.

¿Qué es el gluten?

El gluten corresponde el 80-85% de las proteínas de los cereales nombrados anteriormente, y esta compuesto por gliadinas y gluteninas en el caso del trigo. 

Alimentos que contienen gluten.

Funciones

  • Responsable de las propiedades viscoelásticas de las masas elaboradas con harinas de trigo, centeno y otros.
  • Se utiliza como componente alimentario para reforzar la calidad de algunas harinas.
  • Como ingrediente que aporte estructura a otros alimentos.

Consumo de gluten

Hoy en día es muy fácil que esté presente en nuestra dieta, muchos alimentos lo contienen por naturaleza y otros lo contienen como ingrediente a partir de su elaboración.

Contraindicaciones

No todo el mundo puede consumir gluten, este es el caso principalmente de la Enfermedad Celíaca, aunque también se habla de sensibilidad al gluten no celiaca y la alergia al trigo.

Entre las dos primeras existen síntomas en común, pero la alergia al trigo tiene síntomas generalmente distintos. Por ello, la primera pauta dietética  de la Enfermedad Celíaca y la sensibilidad al gluten no celiaca es la eliminación del gluten de la dieta.

La diferencia en el caso de la alergia al trigo, es que esta vez se elimina de la dieta solo el trigo y sus variedades o subproductos, pero no otros cereales que contengan gluten, aunque sean un elemento en común. Esto es debido a que el desencadenante de los síntomas es el trigo y no el gluten, a diferencia de los dos primeros casos.

Debatimos sobre si son saludables los productos sin gluten.

Alimentos que lo contienen

Naturalmente, hemos comentado que se encuentra en el trigo, el centeno, la cebada y en algunos casos la avena, debido a los cruces de la agricultura.

Sin embargo, existen otros productos que contienen gluten o trazas del mismo. Es importante, por ello, la revisión de las etiquetas nutricionales en aquellos casos en los que se siga una dieta sin gluten.

Procesados con gluten

  • Algunos panes, pastas alimenticias y galletas industriales.
  • Verduras y hortalizas pre-cocinadas, deshidratadas, congeladas-manipuladas, de IV gamma, cremas de verduras industriales.
  • Patatas pre-fritas congeladas. Legumbres en conserva, granel y germinados de soja en conserva.
  • Gazpacho, fruta IV gama, fruta deshidratada (orejones, higos…).
  • Mermeladas y confituras. Zumos de frutas con otros ingredientes.
  • Carnes reparadas, pre-cocinadas y/o con salsa o elaboración no controlada, salchichas variadas, hamburguesas, morcilla, carne picada, albóndigas…
  • Embutidos y fiambres.
  • Sucedáneos del pescado, surimi, preparados o precocinados.
  • Leche o yogur en polvo. Margarinas. Yogur con trozos de fruta u otros alimentos añadidos.
  • Quesos manipulados: queso de untar, quesos en porciones, rallados, roquefort, con añadidos.
  • Otros productos lácteos (flanes, natillas, mousses…), helados.
  • Sopas y salsas comerciales, pastillas de caldo.
  • Tabletas de chocolate, bombones, cremas de chocolate, coberturas, preparados de chocolate.
  • Cervezas sin especificar.
  • Café soluble o en cápsulas. Infusiones en bolsas o troceadas.
  • Gelatinas de colores, algas secas, caramelos y golosinas.

Como puede verse, es muy amplia la lista de alimentos que contienen esta proteína entre sus ingredientes, puesto que las harinas, son añadidas a muchos productos industriales. Es, por tanto, muy importe la revisión de las etiquetas nutricionales.

En conclusión, debemos ser conscientes de los ingredientes que componen los alimentos que forman parte de nuestra dieta, sobre todo padecemos patologías como la enfermedad celíaca o sensibilidad al gluten no celíaca.