Beneficios del melón

Pilar 7 julio, 2018
Una de las mejores frutas para comer en verano pero que ya podemos disfrutar durante todo el año; el melón es ideal para la hidratación y para mantener el bienestar de nuestro cuerpo

El melón es uno de los alimentos más apetecibles durante el verano. Es refrescante y se puede consumir a cualquier hora y en múltiples formas. Lo que quizá no todo el mundo sabe es que además de ser un alimento refrescante tiene múltiples beneficios. Para que conozcas todos ellos a continuación analizamos los beneficios del melón.

1. Alto contenido en potasio

Cada 100 gramos de melón contienen 167 miligramos de potasio, una cantidad prácticamente igual que la del plátano. Esto hace que el melón esté especialmente indicado para aquellas personas que realizan ejercicio y por lo tanto suelen perder una cantidad considerable de minerales.

Además, los alimentos ricos en potasio tienen todos los beneficios que enumeramos a continuación:

  • Ayudan a mantener la tensión sanguínea
  • Estimulan el movimiento del intestino
  • Contribuyen al correcto desarrollo del sistema óseo
  • Fundamentales para la producción de proteínas.
Beneficios del melón.

Además de en el melón o en el plátano, el potasio se encuentra en otros muchos alimentos. Algunos de ellos son: la patata, la carne de cerdo, las ciruelas pasas, la coliflor, la naranja o los huevos. La cantidad diaria de potasio recomendada para una persona adulta es de 3.500 miligramos al día. Es por ello que lo más adecuado para alcanzar dicha cantidad es tomar melón pero también complementarlo con otros alimentos de los que hemos enumerado anteriormente.

2. Contribuye a la pérdida de peso

El melón es uno de los alimentos estrella en cualquier dieta. Esto es debido a que contribuye a la pérdida de peso y logra que esta sea más eficaz. Una gran parte de la composición del melón es agua y eso hace que sea un alimento muy saciante y a la vez con un bajo contenido calórico.

Por todo ello el melón es un alimento perfecto para aquellas personas que desean perder peso ya que acaba con la sensación de hambre y al mismo tiempo no suma prácticamente calorías a tu día a día. Una tajada de melón es perfecta para comer entre horas cuando el apetito aparece.

Una buena opción es también preparar un tupper con trozos de melón ya cortado. Así de fácil tendrás un snack saludable del que podrás disfrutar en el trabajo o en las tardes de playa o piscina.

3. Poder laxante

El melón es también un alimento interesante desde el punto de vista digestivo ya que posee propiedades laxantes hasta el punto de estar considerado uno de los mejores laxantes naturales. Un par de rodajas de melón al día son suficientes para combatir de forma natural problemas de estreñimiento ocasional leve.

Si decides tomar melón para conseguir un efecto laxante y acabar con los problemas estreñimiento debes saber que el mejor momento del día para hacerlo es el desayuno. Esto es debido a que se trata de un alimento muy fácil de digerir, por lo que enseguida pasa prácticamente en su totalidad al intestino y hace el efecto deseado.

4. Protege el sistema inmunológico

El último beneficio del melón es también el más desconocido. Pocas personas saben que al tomarlo están protegiendo su sistema inmunológico y por lo tanto haciéndolo más resistente frente a enfermedades.

Consumir melón es una forma totalmente natural de prevenir catarros u otras dolencias leves. Nuestra recomendación es que antes de tomar ningún tipo de suplemento alimenticio varíes tu alimentación e incluyas alimentos tales como el melón, el brócoli, la zanahoria, el tomate o la cebolla. Añadirlos a tu día a día es una forma natural de aumentar las defensas.

Como ya has podido ver, el melón es un alimento con muchos beneficios y por lo tanto resulta interesante incluirlo en nuestro día a día. Estos beneficios son especialmente importantes para aquellas personas que tengan debilitado su sistema inmunológico o sufran estreñimiento ocasional.

De todos modos, antes de terminar este post es importante realizar una advertencia.  El melón es un alimento con una cantidad considerable de azúcar, por lo que las personas diabéticas tienen que tener especial cuidado con su consumo. Esto no quiere decir que no deban consumirlo, sino que deben hacerlo en una cantidad moderada y nunca superar las dos rodajas diarias.

Te puede gustar