El chocolate, mitos y verdades

A casi todo el mundo le gusta, pero además de su sabor, el chocolate tiene otras grandes virtudes que es interesante conocer

El chocolate es uno de los alimentos más populares en todo el mundo. Su delicioso sabor y variadas formas de preparación, lo han colocado en el centro de muchas controversias. Es por esa razón que resulta interesante conocer un poco más a fondo sobre el chocolate, mitos y verdades.

El chocolate, mitos y verdades

En los últimos años han surgido una gran cantidad de estudios que han revelado los diversos beneficios que el consumo del chocolate tiene para la salud. Sin embargo, a lo largo de su historia han sido muchos los mitos que se han formado en torno a este rico producto.

¿Es el chocolate bueno para la salud?, ¿cuáles son sus beneficios?, ¿el chocolate engorda? Son muchas las preguntas que se han formado a lo largo de la historia en cuanto al consumo de este delicioso alimento. La ciencia tiene las respuestas para finalmente desvelar los mitos y verdades en torno al chocolate.

Mitos y verdades sobre el chocolate

Chocolate derretido cayendo.

¿El chocolate engorda?

El consumo de chocolate es asociado en muchas ocasiones con el aumento de peso. Sin embargo, esta premisa puede considerarse un mito. ¿La razón? Al igual que muchos otros alimentos, el chocolate no favorece el exceso de peso si se consume de forma moderada y como parte de una dieta balanceada.

En cuanto a la carga calórica, aproximadamente 100 gramos de chocolate poseen 500 calorías. Si el chocolate es negro o más amargo, las calorías pueden ser menores.

En la realidad, si el chocolate se consume de forma moderada no debe suponer un desequilibrio en una dieta balanceada. De hecho, se recomienda ingerir entre 15 y 20 gramos de chocolate diariamente, tanto a los adultos como a los niños.

¿El chocolate en bueno para sistema cardiovascular?

Diversos análisis científicos han comprobado que el consumo de chocolate puro, con alto porcentaje de cacao, resulta beneficioso para la salud del sistema cardiovascular. Esta afirmación no serviría para chocolates son leche y altos grados de azúcar.

El componente conocido como flavonoides, presente en el cacao, contribuye a la dilatación de los vasos sanguíneos; esto a su vez, se traduce en una mejor circulación sanguínea. Es por ello que se recomienda consumir 10 gramos de chocolate negro todos los días.

Verdades sobre el chocolate

La relación entre el chocolate y las caries

Durante muchos años se ha relacionado la aparición de caries con el consumo de chocolate. Esta asociación no es exactamente cierta; de hecho, las caries suelen aparecer por cuestiones de higiene, más que por los hábitos alimenticios.

Es el tiempo que los alimentos permanecen en la boca lo que resulta determinante para la aparición de las caries, eso es lo que realmente determina enfermedades periodontales.

Se ha demostrado que el compuesto teobromina, presente en el cacao, previene la aparición de caries y hasta reduce la sensibilidad dental. Este compuesto se puede encontrar en chocolates más puros, es decir, los que son más oscuros y amargos.

¿El chocolate favorece la aparición del acné?

Este es otro de los grandes mitos que giran en torno al chocolate. El acné suele aparecer en la mayoría de los casos por descontroles hormonales; también hay más propensión a padecer acné en determinadas edades o durante el ciclo menstrual de las mujeres.

Igual que hemos visto en párrafos anteriores, si el consumo del chocolate es moderado y preferiblemente del tipo amargo o negro, no debería afectar la aparición del acné.

Polvo de cacao.

El chocolate es bueno para la depresión

El chocolate contiene serotonina y feniletilamina. Se ha comprobado que estas dos sustancias son buenas para mejorar el estado de ánimo; de hecho, ambas son consideradas como antidepresivos e incluso con enfectos anti envejecimiento.

En el momento de consumir chocolate, se genera una sensación de bienestar y placer que mejora el humor y estado de ánimo de la persona. Además,  también posee teobromina, que estimula las funciones del cerebro y mejora la concentración.

Desde su descubrimiento, el chocolate se ha encontrado en el centro de controversias con respecto a sus posibles efectos secundarios y beneficios; cada día se manifiestan más los beneficios.

Con el paso de los años se ha confirmado que su consumo moderado no solo no tiene efectos negativos sobre la salud, sino que incluso deriva en importantes beneficios, especialmente si el chocolate consumido es negro o amargo.

Te puede gustar