Los beneficios de la avena

Entre los nutrientes contenidos en la avena están las vitaminas y minerales que mejoran la salud; además, este cereal aporta grasas saludables y proteínas que ayudan a nuestro organismo a mantenerse sano y en buen funcionamiento

En la actualidad, a causa de los beneficios de la avena, muchas personas eligen incluirla en su alimentación diaria para lograr tener una dieta saludable y equilibrada. La avena es uno de los cereales que presentan más ventajas, está considerado un alimento muy completo y nutritivo.

Los beneficios de la avena en la salud

Uno de los beneficios más destacados de la avena es su carácter depurativo, ayudando a la eliminación de toxinas del organismo; esto es debido a la cantidad de aminoácidos que contiene. Estos principios activos ayudan a la producción de lecitina en el hígado, lo que permite realizar de forma adecuada el proceso depurativo.

Este proceso de eliminación de toxinas es favorable para limpiar la grasa acumulada en las paredes de las arterias; de esa forma se puede evitar generar problemas de colesterol, cardíacos, sobrepeso, etc.

La cantidad de grasas insaturadas o ‘grasas saludables’ que posee la avena contiene ácidos omegas 3 y linoleicos; incorporando avena en nuestra dieta se reduce el colesterol malo, depurando las grasas saturadas, logrando fortalecer el corazón, y en consecuencia todo el organismo.

Cuenco de avena.

Para las personas que padecen de diabetes, la avena es la mejor aliada, ya que regula los niveles de azúcar en sangre; esto ayuda al organismo a controlar la digestión del almidón y estabiliza los niveles de glicemia.

Tomando avena para prevenir importantes enfermedades

Lo más recomendable es consumir este cereal durante el desayuno, porque contribuye a mantener estables los niveles de azúcar en sangre. Una receta aconsejable para consumir en ayunas es el agua de avena, que es rica en fibra y además es ideal para evitar los antojos dulces.

Muchos nutricionistas también han comprobado que la avena es anticancerígena, asegurando que sus propiedades sirven para prevenir el cáncer. La explicación a estos beneficios es la presencia de fitoquímicos, principios acticos que reducen hasta un 10% las probabilidades de padecer cáncer de colon y mamas.

Otro de los beneficios de la avena es que equilibra el sistema nervioso, gracias al aporte de vitamina B1, el calcio y los alcaloides que lo refuerzan. Esto trae aparejado el fortalecimiento del sistema central, que a su vez aporta más capacidad para concentrarnos y relajarnos.

Aparte de los beneficios anteriormente nombrados, la avena mejora la digestión. Es uno de los cereales más aconsejados para las personas que sufren problemas de estreñimiento gracias a su aporte de fibra; la fibra regula el sistema digestivo facilitando el tránsito intestinal.

Los beneficios de la avena para los deportistas

La avena está entre los alimentos más elegidos por los deportistas por sus múltiples beneficios a la hora generar energía para realizar actividad física; fortalece la musculatura de quienes realizan deporte, con proteínas que favorecen la producción y desarrollo del tejido muscular en el organismo.

Chica comiendo barrita energética.

Por otro lado, si se consume diariamente, es una fuenta natural de energía que ayuda a las personas que realizan deportes que demandan mucho esfuerzo físico.

Asimismo, su aporte de calcio no solo ayuda a fortalecer los huesos, sino que evita la desmineralización de los mismos, evitando futuras enfermedades como la osteoporosis.

Los beneficios de la avena para la estética

Siguiendo con los beneficios de la avena, este alimento también es un aliado en el aporte de nutrientes. El consumo de la avena diario es recomendado para controlar la saciedad durante las dietas, ayudando a la pérdida paulatina de peso.

El contenido de hidratos de carbono de la avena logra que la sensación de saciedad después de las comidas sea mayor, a causa de los polisacáridos de absorción lenta; esto quiere decir que aportan energía lentamente a nuestro organismo, pero de manera constante.

Gracias a este proceso y a los principios activos de la avena, se consigue controlar la ansiedad y se evita comer alimentos poco saludables entre comidas.

Por último, utilizamos la avena en tratamientos de la piel por su poderosa acción limpiadora. Las hojuelas de la avena absorben la suciedad de la piel que se acumula en los poros durante el día; gracias a esta acción se logra mantener la piel higienizada.

Además, este cereal es un método natural de mantener el pH de la piel balanceado, sin usar cremas que contengan elementos químicos. Asimismo, existen diversos productos, como aceites y cremas que contienen avena, ayudando a mantener la piel hidratada.

Te puede gustar