Beneficios de las coles de bruselas

Este artículo ha sido verificado y aprobado por el fisioterapeuta Abel Verdejo el 21 febrero, 2019
Pilar Gimeno Landa · 21 febrero, 2019
¿Todavía no tomas coles de bruselas? Si no es así, deberías empezar a hacerlo porque repercuten de forma muy positiva en nuestro organismo gracias a todos sus beneficios.

Las coles de bruselas son un alimento muy saludable y con beneficios notables. Por ello, es recomendable incluirlas en nuestro plan de alimentación semanal. A continuación, te explicamos cuáles son las principales virtudes de este alimento. Además, te proponemos dos recetas muy saludables para que conozcas diferentes formas de aprovechar esta sabrosa hortaliza.

Beneficios de las coles de bruselas

Las coles de bruselas son un alimento muy sano y con un bajo índice calórico. Además, cuentan con un gran número de propiedades que repercuten en la salud de una forma muy positiva. Estas son algunas de las más destacadas:

Contienen fibra

Cien gramos de coles de bruselas contienen 9 gramos de fibra. Esto convierte a estas hortalizas en un alimento muy recomendado para aquellas personas que sufren episodios de estreñimiento. Asimismo, también facilitan el proceso digestivo, por lo que son una solución muy eficaz contra las digestiones lentas y pesadas.

Ricas en vitamina C

Si pensamos en alimentos ricos en vitamina C, los primeros que nos vienen a la cabeza son la naranja o el kiwi. No obstante, debes saber que existen otros alimentos ricos en este nutriente, como por ejemplo las coles de bruselas. Concretamente, contienen 85 miligramos por cada 100 de producto.

Algunos de los beneficios de la vitamina C son la protección del sistema cardiovascular, la reducción de los niveles de ansiedad o la prevención del envejecimiento.

Efecto laxante

El efecto laxante puede ser un beneficio o un inconveniente; todo depende del funcionamiento de nuestro organismo y de la cantidad de coles que consumamos.

Cien gramos de coles de bruselas contienen 9 gramos de fibra.

Lo cierto es que, en casos puntuales de estreñimiento, las coles de bruselas son muy beneficiosas. Constituyen una forma natural y muy efectiva de combatir este problema.

En cambio, si eres un amante de las coles de bruselas, probablemente sea un inconveniente. Debes consumirlas con moderación porque, de lo contrario, podrías sufrir un molesto episodio de gastroenteritis.

Combaten la anemia

Por su contenido en hierro, las coles de bruselas son muy buenas para combatir la anemia. Son perfectas como complemento a la medicación que tu médico de cabecera te recomiende. Además, si tienes tendencia a padecer este problema de salud, es aconsejable que las incorpores en tu alimentación semanal.

Recuerda que otros alimentos que combaten la anemia gracias a su contenido en hierro son el hígado, el marisco, los frutos secos o las carnes rojas. Una alimentación rica en este nutriente es la mejor forma de prevenir la aparición de anemia y sus molestos síntomas, tales como el cansancio o el dolor de articulaciones.

Fortalecen los huesos

Probablemente sea una de las propiedades más desconocidas de las coles de bruselas. Como contienen 42 miligramos de calcio por cada 100 gramos de producto, se trata de un alimento que repercute de forma muy favorable en la conservación y el mantenimiento del sistema óseo.

Recuerda que el calcio debe estar presente en la alimentación diaria de toda persona. La forma más habitual de incorporarlo es a través de los lácteos. De todos modos, es interesante estar al tanto de otras alternativas, tales como las coles de bruselas.

Diferentes formas de tomar coles de bruselas

Las coles de bruselas se pueden encontrar en el supermercado durante todo el año. Además, también puedes adquirirlas congeladas o ya cocidas.

En este artículo, queremos proponerte dos recetas que tienen a las coles de bruselas como alimento protagonista. Ambas tienen la característica de ser muy saludables y originales, ya que no son las formas más habituales de elaborarlas.

Coles de bruselas con queso parmesano

Esta sencilla receta es perfecta para que los más pequeños de la casa se acostumbren a comer verduras y hortalizas. Para elaborarla, tan solo tienes que cocinar las coles de bruselas durante 15 minutos junto con un par de ajos y un poco de mantequilla.

Una vez que las coles estén cocinadas, debes añadir sal, pimienta y queso parmesano al gusto. Si quieres conocer más a fondo esta receta para no perderte ningún detalle, aquí te dejamos la explicación completa.

Las coles de bruselas con queso parmesano son una opción nutritiva y deliciosa para incorporar esta hortaliza a tu menú semanal.

Coles de bruselas en crema

No es habitual comer las coles de bruselas en crema. Te animamos a que pruebes a consumirlas de este modo porque los resultados son simplemente espectaculares. Aquí puedes consultar varias recetas que incorporan el ajo, la cebolla o el calabacín.

En definitiva, se trata claramente de una hortaliza con muchas virtudes y consecuencias muy favorables para la salud. ¡Las coles de bruselas no pueden faltar en tu menú semanal!