Cuál es el aporte de los frutos secos en la pérdida de peso

Jorge Camon 6 julio, 2018
Los frutos secos son un alimento más que recomendable y que nunca debe faltar en nuestra dieta; aunque no lo parezca, pueden favorecer en gran medida la pérdida de peso

Aunque muchos pensamos que al momento de adelgazar sólo las frutas frescas pueden favorecer el proceso por tener pocas calorías y buenos nutrientes, el aporte de los frutos secos a la hora de perder peso, también es muy importante.

Por ser alimentos de alto valor calórico, muchos pensamos que este tipo de frutos no son adecuados ni recomendables cuando buscamos deshacernos de los kilos de más, sin embargo, a continuación os exponemos los motivos que demuestran el aporte de los frutos secos para conseguir un peso saludable.

Aporte de los frutos secos para adelgazar

Pese a su alta densidad energética, los frutos secos tienen unas buenas propiedades nutricionales que sirven de mucha ayuda a la hora de adelgazar, además de hacerlo cuidando nuestra salud.

No sólo aportarán antioxidantes y fitoesteroles que ayudan a prevenir enfermedades que pueden estar vinculadas al exceso de peso como patologías coronarias o cardíacas, colesterol alto en sangre u otras, sino que además, tienen un elevado contenido en vitaminas y minerales que previenen las carencias nutricionales.

Más concretamente, el aporte de los frutos secos para perder peso, queda demostrado pos las siguientes razones:

Aportan saciedad

Nos ayudan a calmar el hambre fácilmente, ya que una investigación sobre piñones, demostró que su ingesta induce la liberación de hormonas que producen saciedad, y algo semejante se comprobó con pistachos. En ambos casos, las hormonas estudiadas son precisamente aquellas que se liberan ante la ingesta de grasas, por lo tanto, todos los frutos secos podrían tener los mismos beneficios.

Ayudan a comer menos

No sólo porque nos mantienen sin hambre por más tiempo por las razones antes dichas, sino que además, por ser ricos en fibra y exigir masticación, pueden permitirnos controlar mejor la cantidad que comemos.

Ha sido demostrado mediante la ingesta de de diferentes frutos secos que ayudan a reducir hasta un 15% el consumo de calorías, con respecto a otro tipo de alimentos con una textura más blanda.

Se asocian a mayor pérdida de peso

En el mismo estudio anterior, se estudió el aporte de los frutos secos en la pérdida de peso, y se obtuvo que la ingesta de frutos secos durante tres meses de manera regular, producía un descenso mayor del peso de la persona que los tomaba, respecto a la que no.

Además, uno de los frutos secos por excelencia como son las nueces, se ha demostrado que consumirlas durante tres meses, dan lugar a una menor grasa abdominal.

Mejoran la palatabilidad y calidad nutricional

Gracias a su aporte de grasas y sus buenos nutrientes, favorecen una dieta equilibrada y sostenible cuando buscamos perder peso. Por todas estas razones, los frutos secos son alimentos adecuados para tu plan de adelgazamiento y lejos de entorpecer el descenso de peso, pueden potenciar el mismo y volver más fácil el alcance de tu objetivo.

Además, han sido asociados con menor riesgo de sufrir obesidad y síndrome metabólico, por lo tanto, aún si no buscas perder peso, su ingesta habitual puede protegerte del exceso de peso y las enfermedades asociadas al mismo.

¿Cuántos frutos secos debo tomar?

Como hemos dicho, los frutos secos aportan muchas calorías en poco volumen, es por eso que para disfrutar sus beneficios al momento de perder peso, es importante consumir la cantidad adecuada en una dieta equilibrada y diseñada específicamente para adelgazar cuidando la salud.

Solamente consumir unos 30 gramos o el equivalente a un puñado de frutos secos cada día o la mayor parte de los días de la semana es suficiente para obtener sus efectos positivos.

Una porción de este tamaño no alcanza las 200 Kcal y puede consumirse en cualquier momento del día, ya sea como snack o tentempié entre horas, o como parte de un desayuno si las adicionamos a un tazón de leche o al yogur.

También podemos agregar ésta cantidad de frutos secos a una ensalada, para favorecer la absorción de otros nutrientes, obtener textura, sabor y otros beneficios.

En definitiva, un puñado de nueces, almendras, cacahuetes, avellanas, piñones u otros frutos secos cada día, en el marco de una dieta adecuada, puede ser un buen recurso para lograr la pérdida de peso que tanto deseas.

Te puede gustar