5 recetas con arroz para hacer ejercicio

El arroz es uno de los grandes aliados a la hora de concinar, versatil y nutritivo, puede encajar y fortalecer cualquier tipo de receta, como en el caso de las siguientes ideas que te proponemos

Las recetas con arroz para hacer ejercicio son una de las claves alimenticias en materia de nutrición planificada. Este carbohidrato es definitivamente completo, nutritivo y fácil de digerir. Su versatilidad les permite a los deportistas utilizarlo en su dieta diaria, más allá de que se quiera adelgazar o ganar masa muscular.

Casi nunca es mencionado el arroz en los aportes de nutrición diseñados para los desayunos. Pero este cereal debería dominar los platos que come un deportista durante sus almuerzos. Por eso, mostraremos algunas combinaciones que se pueden hacer con relación al acondicionamiento físico.

Pollo y arroz: el almuerzo de los campeones

No hay desayuno más fitness que un plato protagonizado por el pollo y el arroz. Ambos elementos nos ayudan a tonificar, aumentar la musculatura y mantenernos bien alimentados. Si le acompañamos de vegetales, tendremos todo lo requerido para la construcción corporal.

Solo con 200 gramos de pollo sin piel y una taza de arroz son más que suficientes; una buena opción es acompañar este plato con aceite de oliva y brócoli. El pollo debe estar sin piel y ser preparado sin recurrir a frituras, de esa forma evitamos la acumulación de grasa.

También la proteína puede ser sazonada con especias y otros vegetales, aunque la base para el mantenimiento de la textura lo dará el arroz. No hay que olvidar el almidón del arroz produce un gran efecto saciante.

Variando la receta: pollo al curry

Receta de pollo al curry con arroz.

Algunas salsas son recomendables siempre que la comida se haga a una hora del día que se permita su posterior digestión. De esta forma reforzamos levemente el sabor y la riqueza en la suma de los nutrientes.

Casi siempre la salsa del pollo al curry se hace con nata, aunque puede incorporarse algún preparado de avena, que es más baja en grasas. Los almuerzos de los deportistas pueden tener sabor, siempre que los ingredientes estén equilibrados.

De igual manera, no debemos exceder los 150 gramos de arroz. Este plato nos aportará interesantes nutrientes para nuestro organismo, como la vitamina A, C, potasio, hierro, sodio y fosforo.

Recetas con arroz para hacer ejercicio: una cena marina

Una regla del fitness es que los carbohidratos no se comen en horario nocturno. Pero si no esperamos hasta altas horas de la noche y controlamos las cantidades podemos utilizar el arroz. En este horario, acompañarlo con pollo o carne de res no será la mejor opción.

Pero el pescado si sería un acompañante saludable y bajo en grasas. En torno a cien gramos de pescado y una ración de vegetales aportarán el nivel de proteína idóneo. Con respecto al arroz, lo correcto es bajar las dosis con respecto a la hora del almuerzo.

En este sentido, 100 gramos de arroz serán más que suficientes para saciar el hambre y la carga proteica necesaria. Más de eso contribuirá a incrementar el peso, aspecto que se busca controlar en el caso de los fisicoculturistas y demás deportistas.

Conoce: Efectos de la fibra en deportistas

Las ensaladas de aguacate, queso y arroz

Mezclar como ingredientes protagonistas a los vegetales y el arroz es ideal para la noche. En el almuerzo, este tipo de platos puede ser insuficiente si de aporte de nutrientes se trata. Pero para cerrar el día, este tipo de ingredientes son buenos para combinar con nuestro plan de ejercicios.

Existen muchas recetas que podemos probar y variar. Una ensalada ligera ideal es la de arroz con aguacate y queso fresco, acompañada con aderezos de cilantro y limón para complementar el sabor.

En el caso de una comida más pesada, podemos crear una ensalada y arroz que añada huevo o jamón. Estas son ideales para aquellos que quieren mayores recursos energéticos y subir de peso. Las personas delgadas y de metabolismo rápido pueden optar a esta opción también en la noche.

Una rica merienda de arroz con leche

Receta de arroz con leche.

Las meriendas nos permiten acceder a dulces naturales y con poca grasa si los ingerimos en cantidades limitadas. Un postre que puede ser nutritivo y moderado es el arroz con leche.

Las recetas de arroz con leche combinan cereales y lácteos, con lo se puede conseguir una aportación reactivadora de proteína y carbohidrato. La preparación de este postre es bastante saludable y esto es central para no subir kilos de más.

Todas estas son buenas recetas con arroz para hacer ejercicio. Lo fundamental es respetar los horarios y la naturaleza de cada tipo de comida. El objetivo a seguir siempre será posibilitar nuestros objetivos de acondicionamiento físico con la planificación alimenticia.

Te puede gustar