Ensalada Caprese

Francisco María García · 4 junio, 2018
Se trata de una receta que admite muchas variedades, y precisamente esta versatilidad convierte a esta preparación como una buena opción de entrante, aperitivo o incluso plato principal

La ensalada Caprese es uno de los platos italianos más populares, junto con la pasta y la pizza; su origen se debe a la isla de Capri, vecina de Nápoles. Esta deliciosa elaboración es considerada un emblema italiano, porque los colores de sus ingredientes representan la bandera de Italia.

El secreto de una buena ensalada Caprese radica en sus ingredientes. Es importante contar con elementos frescos; aunque el queso mozzarella suele ser el protagonista en esta receta, hay muchas variantes originales. Estas variaciones pueden ser el uso ingredientes adicionales o la temperatura, tomar la ensalada templada o fría.

Mozzarella de búfala o de vaca

La mozzarella se fabrica con leche de vaca, leche de búfala o una combinación de ambas; la diferencia radica en su textura, color y comportamiento. Los muy aficionados a la pizza prefieren el queso elaborado con leche de vaca, porque se funde mejor sobre la preparación.

Para las ensaladas se recomienda el queso mozzarella de búfala; el grado de humedad que contiene le permite mantener su forma después de cortado. Además, su nivel de grasa convierte en un queso jugoso; esta jugosidad en combinación con las verduras resalta su sabor.

Queso mozzarella.

Ensalada Caprese Clásica

La selección de los tomates es importante para una ensalada Caprese. No deben estar ni duros ni pasados; son recomendables los tomates que no suelten demasiado jugo a cortarse.

Ingredientes:

  • 2 tomates grandes
  • 150 g de queso mozarrella
  • Hojas de albahaca
  • 1 cucharadita de sal
  • Una cucharada de aceite de oliva
  • Pimienta molida

Elaboración:

  1. Lavar y trocear los tomates en rodajas medianas.
  2. Cortar la mozzarella es rodajas similares a las de los tomates.
  3. Para el aderezo, lavar las hojas de albahaca y cortar finamente la mitad de ellas. Agregar el aceite de oliva, la sal, pimienta al gusto y mezclar.
  4. En la presentación, intercalar una rodaja de tomate, una de mozzarella y una hoja de albahaca. Repetir hasta utilizar todos los elementos. B
  5. Mezclar la preparación con el aderezo y servir inmediatamente.
Ensalada caprese casera.

Ensalada Caprese con berenjenas

La combinación de tomate y berenjenas es una mezcla que se utiliza en muchos platos. Una variación de esta Caprese consiste en hornear previamente las rodajas de tomate y berenjenas. También se puede añadir un poco de aceite de oliva y orégano.

Ingredientes:

  • 2 tomates medianos
  • 1 berenjena
  • 150 g de mozzarella
  • 1 cucharadita de sal
  • Hojas de Albahaca fresca
  • Aceite de oliva
  • Pimienta

Elaboración:

  1. Lavar y pelar la berenjena. Cortar en rodajas y asarlas en una plancha hasta que se doren por ambos lados. Reservar.
  2. Lavar y cortar en rodajas medianas los tomates y la mozzarella.
  3. En una bandeja intercalar una rodaja de tomate, una hoja de albahaca, una rodaja mozzarella y una de berenjena. Repetir con todos los elementos las capas que se desee.
  4. Salpimentar al gusto y bañar la ensalada con aceite de oliva. Servir al momento.
Ensalada caprese con berenjena.

Ensalada Caprese con pesto

Ingredientes:

  • 4 tomates medianos
  • 300 g de mozzarella
  • 4 cucharadas de vinagre balsámico
  • Sal y pimienta

Ingredientes para el pesto:

  • 1 manojo de albahaca fresca
  • 50 g de piñones
  • ½ taza de queso parmesano
  • Media taza de aceite de oliva
  • ½ cabeza de ajo pelada
  • Sal y pimienta

Elaboración del pesto:

  1. Lavar bien las hojas de pesto y agregar a un triturador de alimentos. Añadir el aceite de oliva, el ajo, una pizca de sal y pimienta; procesar hasta lograr una mezcla homogénea, sin grumos.
  2. Incluir el parmesano a la preparación y mezclar hasta combinar bien los ingredientes.
  3. Añadir los piñones y triturar hasta lograr una pasta sin grumos.
  4. Poner a punto de sal.

Elaboración de la ensalada Caprese:

  1. Lavar bien y cortar los tomates en rodajas no demasiado gruesas. Los tomates ideales son los que no desprenden demasiado jugo al ser cortados.
  2. Cortar la mozzarella en rodajas del mismo diámetro de los tomates.
  3. Para la presentación, colocar una rodaja de tomate en el plato. Colocar una rodaja de mozzarella encima y concluir con una cucharada de pesto. Repetir el mismo procedimiento hasta lograr una segunda capa.
  4. Una vez que se tengan todas las capas de Caprese, bañar con el vinagre balsámico. Salpimentar al gusto y servir inmediatamente.