Recetas light con jamón serrano

Pilar · 21 junio, 2018
Este producto típico de la gastronomía española puede incluirse en diferentes recetas, pero hemos de procurar combinarlo con alimentos saludables que nos permiten disfrutar por completo del jamón serrano

Hoy traemos recetas con el alimento estrella de la gastronomía española, el jamón serrano. Este producto indispensable en la cocina de los españoles ofrece multitud de formas de comerlo, desde las más elaboradas a las más simples. Nosotros nos vamos a centrar elaborar recetas light con jamón serrano. Una buena forma de disfrutar del jamón sin dejar de comer sano o de saltarnos la dieta.

Jamón serrano y dieta ¿compatibles?

Antes de elaborar las recetas que te presentamos a continuación seguro que te has hecho la siguiente pregunta ¿puedo comer jamón si estoy a dieta? La respuesta es clara: por supuesto que sí. 

Beneficios del jamón serrano.

Lo único que tendrás que tener en cuenta es lo siguiente:

  • Elige jamón que no contenga mucha grasa y elimina la de los bordes para quitar calorías a la receta que vayas a preparar. Elige un jamón con poca grasa y puedes comerlo perfectamente.
  • Cocínalo con ingredientes saludables. Lo habitual es comer el jamón acompañado de pan o de otros productos grasos. Elige ingredientes como los que te presentamos a continuación y disfruta del jamón sin acompañarlo de grasas y excesos de hidratos.

A continuación te demostramos que las recetas light con jamón serrano son perfectamente realizables.

Pimientos rellenos de jamón serrano

Esta receta es sencillísima por lo que no hay excusas para hacerla. Se hace en apenas 10 minutos, solo necesitas tres ingredientes, es muy sana y apenas manchas la cocina.

Ingredientes para dos personas:

  • 6 pimientos verdes
  • 150 gramos de jamón
  • Aceite de oliva

Elaboración:

Empieza por calentar el horno a 170 grados. Mientras tanto lava los pimientos y limpiálos. Elimina bien todas las pepitas para que después sea más agradable comerlos. Una vez que están limpios y has quitado los mangos y corazones ya están listos para rellenarlos.

Corta el jamón o taquitos o comprálo ya cortado. Es preferible que sea un jamón un poco grueso. Llena los pimientos de jamón e introduce unas gotas de aceite de oliva dentro de cada pimiento. No es necesaria una gran cantidad de aceite de oliva porque el jamón soltará grasa durante el cocinado.

Los introducimos al horno durante 10 minutos y ya tenemos lista una receta que si la elaboras una vez seguro que la vuelves a repetir.

Alcachofas con jamón serrano

Ingredientes para dos personas:

  • 10 alcachofas
  • 150 gramos de jamón
  • Medio limón
  • Aceite de oliva
  • Sal
Jamón serrano con alcachofas.

Elaboración:

Empezamos por limpiar las alcachofas. Es un producto muy delicado que hay que limpiar correctamente y trabajar rápido para que no se oxiden. Cuando termines de limpiar cada alcachofa úntala con el limón para evitar que se pongan negras.

Después introduce las alcachofas en agua hirviendo con una pizca de sal. En poco más de 10 minutos estarán cocidas. Puedes ir comprobándolo pinchándolas con un tenedor. Cuando estén cocidas resérvalas en un plato.

Pon a calentar una sartén y con un dosificador en spray añade un poco de aceite. Cuando esté caliente añade el jamón. Déjalo cocinar para que desprenda todo su sabor y añade las alcachofas. Corrige de sal si es necesario. Ya tenemos lista esta propuesta de recetas light con jamón serrano. Si quieres puedes añadir un par de cucharadas de tomate frito.

Tortilla rellena de jamón serrano y queso

Esta tortilla de jamón serrano y queso es un plato muy completo. Incluye proteínas, lácteos y grasas saludables. Acompañada de una ensalada es una comida perfecta y equilibrada. Además seguro que a los más pequeños de la casa les encanta.

Tortilla de jamón serrano.

Ingredientes para dos personas:

  • 4 huevos
  • Queso crema bajo en grasa
  • 4 lonchas de jamón serrano
  • Aceite de oliva
  • Sal

Elaboración:

Comenzamos por hacer la tortilla. Batimos dos huevos y añadimos una pizca de sal Añade poca sal porque después vamos a rellenar la tortilla con jamón, que es un alimento bastante salado, Calentamos una sartén grande con unas gotas de aceite. Es importante que la sartén sea grande porque queremos hacer una tortilla muy fina para que después podamos doblarla.

En poco más de un minuto por cada lado la tortilla estará lista. La sacamos de la sartén y la untamos con el queso crema. Después colocamos encima dos lonchas de jamón serrano enrollamos la tortilla. Si el jamón tiene grasa en los bordes puedes quitarla con la ayuda de un cuchillo.

Si quieremos presentarla de una forma más vistosa podemos cortarla en rodajas de un centímetro de grosor y pincharla con un palillo para que se mantenga enrollada.