¿Qué es el entrenamiento HIIT?

Yamila Papa Pintor · 13 enero, 2018
Un entrenamiento HIIT puede ayudarnos a mejorar nuestra forma física de forma rápida, así como de lograr definir nuestro cuerpo

Pensado para aquellas personas que no tienen mucho tiempo libre, pero que desean hacer ejercicio; ya sea en casa como en el gimnasio, el entrenamiento HIIT causa furor por sus excelentes resultados. ¿Quieres saber de qué se trata? Lo explicaremos a fondo.

Análisis del entrenamiento HIIT

Su nombre ‘verdadero’ es High Intensity Interval Training, pero en los países de habla hispana lo conocemos como entrenamiento HIIT; se trata de una rutina que combina ejercicios de alta intensidad con ‘descansos’, formados por ejercicios de baja intensidad.

Esta disciplina lleva al cuerpo a su frecuencia cardíaca máxima, y por ello no se puede practicar por más de media hora consecutiva y más de tres veces por semana (siempre con una jornada de descanso en el medio entre cada una), pero sí está ‘permitido’ desarrollarla en casa.

Gracias al entrenamiento HIIT podemos mejorar el rendimiento anaeróbico, sin oxígeno, y obtener el ‘combustible’ necesario para realizar toda la rutina. El esfuerzo lo realizan el ácido láctico, el fosfato y la glucólisis gracias a los períodos de descanso de pocos segundos entre medio de cada serie.

Pero además el HIIT nos da el oxígeno que necesitamos para terminar los ejercicios y no cansarnos en medio de la rutina… ¡Sin dudas es una opción más que completa e interesante!

Ahora bien, ¿para quién está pensado el entrenamiento HIIT? Como primer grupo podemos indicar que es recomendable para quienes desean quemar grasas rápido, y en segundo lugar para aquellos que desean definir los músculos en poco tiempo (también en caso de organizar unas vacaciones ‘last minute’ en la playa no viene nada mal tampoco).

Entrenamiento HIIT.
En este tipo de entrenamiento, debemos combinar el máximo esfuerzo con instantes de descanso.

Por supuesto, también podríamos nombrar a las personas que les gusta entrenar y tienen experiencia en el gimnasio sin contar con el tiempo suficiente para pasarse dos horas al día en la sala de complementos o en las clases de Crossfit.

Si bien podría ser una buena idea para los novatos que comienzan a hacer ejercicio, es más específico para aquellos que tienen cierta resistencia física, que pueden entrenar algunos minutos sin cansarse o que ya realizan otra actividad deportiva.

La rutina del entrenamiento HIIT

Este método novedoso que ya está llegando a todos los gimnasios de Europa y Estados Unidos además de ser bastante eficaz es original y hasta podríamos decir que divertido… ¡Todas las sesiones son diferentes entre sí! Otro punto a favor si eres de aquellos que se aburre fácilmente si algo es demasiado repetitivo.

Más allá de perder peso y grasa o ganar resistencia, el entrenamiento HIIT permite aumentar la fuerza y gozar de buena salud cardiorespiratoria. Si lo comparamos con otras disciplinas, sin dudas el hecho de practicarlo menos de media hora ya suma bastantes puntos a su favor.

No creas que en esos 30 minutos estarás mirando el techo o sentado en un rincón… ¡Los entrenamientos son muy fuertes! Pero antes de que sigas buscando otras opciones debes saber que el esfuerzo merece la pena, los resultados aparecen más pronto de lo que esperas y lo mejor de todo es que tienes media hora más en tu jornada para descansar todo lo que has trabajado.

¡Además no hace falta entrenar a diario! La recuperación es un poco más lenta que en otros métodos; tenlo en cuenta si tu trabajo o profesión requiere cierto esfuerzo físico.

Entrenamiento HIIT.
Podemos practicar de forma progresiva.

Un ejemplo de rutina HIIT está formado por tres ejercicios, los cuales se deben realizar sin detenerse, descansar un minuto al completarlos y repetir (5 veces para principiantes, 10 veces para intermedios y 15 veces para avanzados).

El primer ejercicio es trotar llevando las rodillas al pecho durante 20 segundos; el segundo ejercicio es saltar elevando ambas rodillas lo más alto posible también 20 segundos y el tercer ejercicio es realizar sentadillas con saltos durante 20 segundos.

¿Parece sencillo? Haz la prueba y verás si realmente es tan simple como parece en la teoría. El entrenamiento HIIT puede realizarse al aire libre -parque, playa, montaña- o en interiores. Al comienzo nos llevará 10 minutos, al mes 20 minutos y a los dos meses 30 minutos: recuerda que esto es lo máximo que se recomienda por rutina. ¡No olvides los descansos intermedios y beber mucha agua!