Televisión e Internet en los gimnasios, una nueva forma de hacer deporte

Virginia Duque · 25 marzo, 2018
Ver nuestras series favoritas ya es compatible con hacer ejercicio, por fin vamos a rentabilizar el pago mensual de lacuota del gimnasio y a la vez divertirnos como si estuviésemos en el sofá de casa

Hacer deporte siempre se ha considerado muy beneficioso para la salud, pero para qué negarlo, a muchos de nosotros nos resultaba aburrido ir al gimnasio y sentarnos en una máquina durante media hora o más. La solucion es…Televisión e Internet en los gimnasios.

Una nueva forma de entretenimiento saludable, para desconectar y no caer en el aburrimiento de entrenar por obligación y sacrificio. Al fin y al cabo, se trata de facilitar que acudir al gimnasio nos resulte tedioso.

La evolución de los gimnasios

Con el tiempo todo cambia, y la forma de hacer deporte, especialmente en los gimnasios no ha sido menos. En la década de los 80′ los vídeos de Jane Fonda estaban a la orden del día, y era una de las maneras en las que, los que entonces se conocían como ‘monitores’ de los gimnasios, preparaban sus clases.

Personas en un gimnasio viendo la televisión.

Los gimnasios al principio parecían preparados solo para hombres, y lo cierto es que era raro ver a una mujer en uno de ellos. De hecho, se veían básicamente a aquellas que eran aficionadas al culturismo u otras modalidades del deporte que entonces se consideraban masculinas.

No todos los hombres se acostumbraban o se atrevían a ir, ya que los que los frecuentaban parecían modelos sacados de alguna revista de cuerpazos del siglo. Esto hacía que los ‘más normales’ se avergonzaran de su cuerpo y prefirieran hacer deporte en la calle.

¡Cuánto ha cambiado todo esto! Los gimnasios cada vez han ido incluyendo distintas máquinas que cualquiera puede usar y cada vez hay más variedad en el tipo de personas que encontramos. Los complejos ya se han ido y no importa si tienes o no un buen cuerpo, nadie te criticará por ello, es más, te alabarán por tener el valor de querer estar sano.

Televisión e Internet en los gimnasios, una nueva forma de ejercitarse

Seguro que saber que todo tipo de personas va al gimnasio te ha animado y ya estás pensando en ir a uno, pero hay un problema: cuando lo has intentado te aburrías. Pues entonces, deberíamos decir que ‘había un problema’.

Hacer deporte ya puede ser muy divertido, y además, si piensas que el tiempo que te queda libre te gustaría ver algo en la tele, ¡puedes hacer las dos cosas a la vez! Ya hay muchos gimnasios que han integrado un pequeña pantalla en la que tendrás acceso a diversos entretenimientos para que hacer deporte sea aún más divertido.

Estas son algunas de las opciones que encontrarás en estas nuevas pantallas:

Internet

Podrás navegar, ver vídeos de Youtube o poner la música que más te guste y te anime para darle caña al deporte que estés haciendo. Podrás incluso ver el último episodio de tu serie preferida online o esa película que ya subieron a netflix. ¡El tiempo se pasará volando!

Juegos

Diversos juegos de ordenador como algunos de cartas, tales como el solitario, también están disponibles en estas pequeñas pantallas que se han integrado en tus máquinas preferidas. Escoge el que más te guste y pasa tu tiempo jugando a la vez que ejercitándote.

Recorridos

¿Te gustará recorrer París en bicicleta y pasar por la Torre Eiffel? ¿Y qué tal una caminata intensa por el Cañón del Colorado? Pues todo esto es posible gracias a la pantalla mágica que muchos gimnasios tienen. Solo escoge un lugar del mundo y, ¡a disfrutar!

Televisión

Gimnasio con televisión.

Podrás ver cualquier canal: tu serie favorita, las noticias, esa película que estabas esperando durante toda la semana, o cualquier cosa que quieras. Ya no hay excusa para quedarse en casa por no perderte aquello que te gusta en la tele. Verlo haciendo deporte será la mejor opción.

Ya ves que la  televisión e Internet en los gimnasios hacen que el tiempo vuele y que disfrutes de lo que te gusta a la vez que te mantienes en forma. ¿Sabes lo mejor de estos gimnasios? Que esta innovadora iniciativa no eleva su coste. ¿A qué esperas para probarlo?