Ejercicios de TRX para novatos

Yamila Papa Pintor · 3 mayo, 2018
No valorar el TRX a la hora de planificar tu entrenamiento es limitarse y obviar una práctica que aporta numerosos beneficios que dificilmente podremos conseguir de otro modo, por ello, te ofrecemos algunos ejercicios ideales para iniciarte

Continuamente surgen nuevas rutinas, elementos y disciplinas para ejercitar en el gimnasio, o si tenemos espacio suficiente, en casa. En este caso te contaremos sobre unas sogas que están bastante de moda y que nos permiten entrenar usando nuestro propio peso. En el siguiente artículo te ofrecemos un circuito completo de ejercicios de TRX para novatos.

TRX para novatos: ejercicios

Las llamadas popularmente ‘correas para entrenar’ ya que TRX es su nombre comercial, nos permiten realizar una gran cantidad de ejercicios y movimientos. Lo mejor de todo es que las rutinas varían y que podemos enfocarnos en un área específica en cada sesión.

Si recién comienzas en el mundo del fitness o quieres probar algo diferente, te recomendamos los siguientes ejercicios de TRX para novatos. Podrás trabajar todo el cuerpo en una misma sesión:

1. Sentadillas

Empezamos con un clásico de todas las rutinas, amadas y al mismo tiempo odiadas, pero conocidas por todos: las sentadillas. La buena noticia es que con TRX podrás corregir la postura y lograr movimientos más armónicos.

Mujer explica como hacer sentadillas TRX.

Es muy simple, solo tienes que colocarte delante de la correa, tomar ambos extremos con las manos e ir descendiendo de a poco el cuerpo a medida que flexionas las rodillas. Una vez que tengas depurada la técnica, el siguiente paso es buscar variables: con una sola pierna, con saltos, etc.

2. Curl de bíceps

Muchos de los ejercicios de TRX para novatos (y para expertos) son similares a los que se realizan en el gimnasio, solo que con un elemento diferente. Por ejemplo, el curl de bíceps alto permite trabajar los brazos, pero también la espalda.

De frente a la soga, tómala de los extremos e inclina levemente el cuerpo (debes quedar en diagonal al suelo) estirando los brazos. Luego flexiona los codos llevando los puños hacia el rostro y regresando a la posición inicial.

3. Zancadas

Otra opción para trabajar el tren inferior. Comienza igual que los anteriores, pero en este caso tendrás que dar un paso hacia atrás con la pierna derecha y apoyar la punta del pie en el suelo. Ambas rodillas quedan flexionadas, la derecha lo más cerca del suelo.

Ejercicio de TRX, sentadilla con salto.

Con la ayuda de la cuerda te levantas y tras ello das un paso atrás con la pierna izquierda para completar una repetición.

4. Press de pecho

Para realizar este ejercicio debes colocarte delante de la soga y tomarla con ambas manos. Da algunos pasos hacia atrás para quedar en diagonal al suelo. Cuánto más paralelo al piso te encuentres más difícil será.

Extiende los brazos por delante del pecho, abre los codos y flexiónalos para que el torso se acerque lo máximo posible a la altura de la manos. Para que te imagines el ejercicio: es como hacer unas flexiones de brazos pero en el aire.

Personas haciendo entrenamiento TRX.

5. Mountain climbers

No se trata de un ejercicio muy complicado si sabes cómo hacerlo y si al principio lo realizas despacio. Lo puedes incluir sin dudas en tu rutina de TRX para novatos. Para comenzar, apoya las rodillas y las palmas en el suelo, la soga detrás tuyo. Pide ayuda para enganchar los empeines en las agarraderas.

Eleva el cuerpo para quedar en el aire con las piernas estiradas. Flexiona la rodilla derecha y llévala a la altura del pecho, luego haz lo mismo con la pierna izquierda. El movimiento debe ser contrario: cuando una pierna está flexionada, la otra se estira, como si estuviéses escalando una montaña (de allí el nombre).

6. Press de tríceps

Otro ejercicio de TRX para brazos, pero que en este caso se realiza con las rodillas y las puntas de pie apoyadas en el suelo. De frente a la soga, toma con ambas manos las agarraderas. Estira los brazos por delante del pecho. Flexiona los codos despacio, mientras inclinas el cuerpo hacia adelante. La cabeza debe quedar entre medio de las manos y el torso en diagonal al suelo.