Entrenamiento en suspensión con TRX: consejos

24 agosto, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el especialista en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte Marcos Castro Alonso
Actualmente, una de las nuevas tendencias del fitness es el entrenamiento en suspensión. El TRX es la mejor herramienta para practicarlo, pero es importante seguir una serie de pautas para lograr los objetivos planteados.

En los últimos años, hemos podido observar la continua evolución del mundo del fitness y de la forma en la que entrenamos. Muchos de esos cambios nos han llevado a poder practicar ejercicio físico en prácticamente cualquier lugar. Los ejercicios en suspensión con TRX son un claro ejemplo de ello.

¿Qué es la suspensión con TRX?

El TRX no es más que una herramienta o un equipamiento para practicar este tipo de rutinas. El empleo de este material forma parte del entrenamiento funcional.

Este tipo de entrenamiento tiene su origen en el siglo XIX. En los Juegos Olímpicos de Atenas en 1896, los aros o anillas formaron parte de la competición, e hicieron así su aparición los ejercicios en suspensión.

Sin embargo, el TRX como tal fue inventado por un soldado norteamericano, que no se le ocurrió otra cosa que usar el arnés de su paracaídas como herramienta para su mantenimiento físico. Ahí es cuando nace esta herramienta, que actualmente se emplea en gran medida en los entrenamientos en suspensión.

¿Cómo se entrena con el TRX?

La base fundamental del TRX es el empleo del propio peso corporal como elemento de carga para realizar los diferentes ejercicios. Esta es la base del entrenamiento funcional, que será el terreno en el que se incluye el uso del TRX. Por lo tanto, será el propio peso el que tendrás que soportar o movilizar y el que te proponga las resistencias.

Para poder realizar el entrenamiento en suspensión con TRX, deberemos tener un único apoyo corporal —pies o manos normalmente—, así como un punto de anclaje de las bandas. El resto del cuerpo lo tendremos en suspensión. El único apoyo que tendremos sobre el TRX será sobre las asas que mantienen la tensión de las correas del mismo.

El entrenamiento en suspensión o TRX permite realizar una gran cantidad de ejercicios.

5 consejos para el entrenamiento en suspensión con TRX

Para un uso correcto de este herramienta y para que podamos realizar nuestro entrenamiento en suspensión con TRX de una manera segura, será fundamental seguir una serie de consejos que veremos a continuación.

  1. Aprender técnica correcta. Será fundamental para prevenir y evitar cualquier tipo de lesión prestar atención a la ejecución técnica de cada ejercicio. Para ello, siempre deberemos contar en un primer momento con la guía de un profesional en ciencias del deporte.
  2. Realizar una progresión adecuada. Lo más conveniente es ir aumentando la intensidad y complejidad de los ejercicios a medida que vamos dominando el TRX. Una de las claves del entrenamiento en suspensión, y más con el TRX, es dosificar el nivel de esfuerzo.
  3. Lograr un buen equilibrio. Poseer un buen control motor es fundamental para prevenir cualquier problema al realizar los ejercicios en suspensión. Aquí juega un papel esencial el dominio que tengamos sobre el core, es decir, la zona media del cuerpo.
  4. Utilizar el TRX para desarrollar la fuerza y fortalecer el core. Dado que el core juega un papel básico en el entrenamiento en suspensión, es una buena excusa para fortalecerlo. Al mismo tiempo, nos ayudará a que los entrenamientos de fuerza sean más completos y efectivos.
  5. Usar un aparato con una calidad contrastada. Es importante tener siempre presente que el sistema de correas ha de soportar el peso del deportista. Por lo tanto, este debe ser de calidad y estar bien instalado.
Chicas haciendo entrenamiento en suspensión con TRX.

Por último y no por ello menos importante, no olvides disfrutar. Aprovecha y ejercítate en cualquier lugar con los trabajos de suspensión con TRX, incluso al aire libre. Esta es una ventaja con respecto a otras herramientas que no nos permiten salir del gimnasio para entrenar.

¿Qué tipos de ejercicio puedes realizar con el TRX?

Al tratarse de un entrenamiento funcional y en suspensión, podremos utilizarlo para una gran variedad de ejercicios. Será posible realizar ejercicios de flexibilidad, equilibrio, core o fuerza, por ejemplo. Asimismo, podremos aprovechar esta herramienta para trabajar diferentes zonas del cuerpo, como los bíceps, los glúteos, etc.

Además, os recordamos que no requiere de un nivel previo en cuanto al estado físico, y siguiendo estos consejos vuestro objetivo estará más cerca. ¡Anímate y no esperes más para ponerte en forma con el entrenamiento en suspensión con TRX!

  • Borreani, S., Calatayud, J., Colado, J. C., Moya-Nájera, D., Triplett, N. T., & Martin, F. (2015). Muscle activation during push-ups performed under stable and unstable conditions. Journal Of Exercise Science & Fitness, 13(2), 94-98.
  • Gaedtke, A., & Murat, T. (2015). TRX Suspension Training: A New Functional Training Approach for Older Adults – Development, Training Control and Feasibility. 8(3), 224-233.