¿Cuál es el mejor momento del día para ir al gimnasio?

Virginia Duque · 20 abril, 2018
Aunque el ejercicio es beneficioso a cualquier hora del día, sí es cierto que hacerlo en determinados momentos ofrece mayores y más rápidos resultados

Hay muchas respuestas a esta pregunta, y esto nos lleva a una confusión para reconocer cuál es la correcta. Pues bien, hoy vamos a analizar este asunto a fondo para reconocer el mejor momento del día para ir al gimnasio y por qué. ¿A qué hora vas tú? Quizá sea la acertada.

La hora del día influye en el rendimiento que sacamos a nuestro esfuerzo,no obstante, todo dependerá mucho de cuáles son nuestras circunstancias y nuestros horarios de trabajo, estudios u otras actividades. Cada momento tiene sus ventajas. Veamos.

Y el mejor momento para ir al gimnasio es…

El que tú escojas por supuesto, pero como comentábamos anteriormente, hay ventajas de hacerlo en un momento u otro del día.

Máquinas que puedes usar para trabajar las piernas

Por la mañana

A primera hora de la mañana el metabolismo basal se activa con el ejercicio, lo cual hace que aumente el gasto calórico y que se acelere la quema de calorías y de grasas. Además, activaremos todo nuestro organismo tras varias horas de reposo, lo que tendrá una efecto revitalizante en nuestro exterior e interior.

El metabolismo estará activo desde la primera hora de la mañana, así que las calorías que ingieras durante el día se quemarán de forma más sencilla. Por otro lado, el anhelado café de esta hora del día puede ayudarte a la hora del ejercicio, ya que la cafeína influye de forma positiva en el rendimiento y en la quema de grasas.

Al mediodía

Son muchos los que escogen esta hora en el descanso de su jornada laboral. Este es un buen horario pues estás a mitad del biorritmo. Eso sí, recuerda que lo mejor será picar algo antes de ir y comer después del deporte. No es recordable hacer ejercicio con el estómago lleno, aunque tampoco vacío.

Además, después del cansancio de la mañana por haber hecho algunas tareas, el deporte te vitalizará y te aportará la energía necesaria para seguir con el día. Como comerás casi justo después del deporte, el cuerpo estará muy activo y quemará las calorías que ingieras más rápido.

Tarde

Es en este horario cuando menos lesiones se sufren practicando deporte. Aunque estaremos más despiertos, puede generarse la controversia de que también estemos más cansados después de las labores del día.

Aun así, este cansancio desaparecerá en cuanto comiences a hacer ejercicio y tu cuerpo libere endorfinas. Si es el único momento del día que tienes para ir al gym pero te da un poco de pereza cuando llega la hora, anímate y ve pensando en lo bien que te sentirás tras este.

Noche

Ejercicios de cuadriceps como la sentadilla isométrica.

Con la novedad de los gimnasios 24 horas o aquellos que cierran a horas elevadas de la noche, son muchos los que escogen los últimos momentos del día para hacer ejercicio. El deporte a esta hora es tan beneficioso y efectivo como a cualquier otra, pero tiene algunas desventajas.

Una de ellas es que podemos estar muy agotados de todo el día, e inconscientemente no hacer el ejercicio con nuestra intensidad habitual. Por otro lado, al activar el cuerpo a esas horas de la noche, es probable que luego tengamos problemas para conciliar el sueño. Una ducha caliente y quizá alguna infusión relajarte puede ayudarte a vencer esto.

Según diversos investigadores, la tarde sería la mejor hora para el ejercicio, ya que nuestros músculos están más activos a esta hora del día por lo que las lesiones no tienen cabida. Sin embargo, hay otros que afirman que la mañana es la mejor hora ya que se activa el organismo y nos ayuda durante el resto del día.

Como comentábamos anteriormente, no importa la hora en la que practiquemos deporte, pues este es efectivo en todo momento. Lo importante es ser constante, sin tomar en cuenta el horario. Tú eres el que mejor conoces tus circunstancias y las horas que son más factibles para ti.