¿Sabías que los músculos tienen memoria?

Virginia Duque · 20 mayo, 2018
Cuando alguien deja de entrenar, aunque sea por un período largo, y vuelve de nuevo a hacerlo, sus músculos cogen forma de nuevo de manera rápida y visible

¿Te han dicho alguna vez que los músculos tienen memoria? ¿Quieres saber si es cierta esta afirmación? Si has dejado el gym y aún no piensas en regresar, que los músculos tengan memoria podría ser la motivación definitiva para que lo hagas, pues entrenar sería mucho más fácil. Te hablamos más sobre este tema.

Por qué se dice que los músculos tienen memoria

La rápida adaptación de los músculos a la vuelta al entrenamiento es uno de los motivos principales por los que se dice que los músculos tienen memoria. Y es que se ha comprobado que es mucho más fácil ejecutar un músculo que ya fue entrenado, aun si esto sucedió mucho tiempo atrás que hacerlo con uno que siempre ha sido sedentario.

La memoria de los músculos.

Un estudio llevado a cabo en al Universidad de Oslo explica que este ejercicio que el músculo ha realizado se guarda como sucede con el ADN que almacena en un núcleo. Es como si los músculos tuvieran núcleos también en los que almacenar la información que quizá ni tú recuerdas.

En realidad las fibras musculares están formadas por células que disponen de algunos núcleos cada una capaces de almacenar mucha información, como por ejemplo los ejercicios que ya se hicieron antes y la reacción que los músculos tuvieron a este, siendo capaz de copiarlos, pero esta de vez de forma más rápida.

Además, el entrenamiento promueve la aparición de nuevas fibras musculares que también aumenta con el ejercicio. No importa cuánto tiempo hayamos dejado de entrenar, estas fibras no van a desaparecer. Por eso, aun cuando hayan pasado 20 años, al volver a hacer ejercicio, cobran volumen.

Esa es la razón por la que se dice que los músculos tienen memoria. Aunque en realidad se podría decir que más bien es un mantenimiento de fibras.

¿Y si dejamos de entrenar?

Claro, esto no significa que si dejamos de entrenar los músculos permanecerán del mismo modo mucho tiempo. Cuando los ejercitamos, las fibras musculares aumentan de volumen y se promueve la aparición de más.

Es por ello que se crea volumen en nuestro cuerpo, pero cuando dejamos de entrenar, estas nuevas fibras se atrofian y pierden su grosor. No hablamos de no entrenar durante dos o tres meses, sino de más tiempo, ya que del mismo modo que cuesta ganar músculo, también se necesita tiempo para perderlo. No tengas miedo de tomarte un mes de vacaciones del entrenamiento, todo lo contrario, debes hacerlo.

El fullbody es un tipo de entrenamiento completo.

Así que, los músculos recuerdan tal como cuando aprendemos a montar en bicicleta de niño y aún de adultos no se nos olvida, aunque no lo hayamos hecho por años.

Por qué hay que ejercitar los músculos

Es cierto que los gimnasios están llenos de chicos y chicas que solo quieren tener un cuerpo hecho de masa muscular. Esto es tan respetable como cualquier otra opción. Pero lo cierto es que entrenar los músculos va más allá de un simple cambio físico.

Los músculos entrenados son un órgano endocrino, que servirán de pistones del cuerpo que procesarán energía a través de las grasas y los carbohidratos. De este modo hacen la función de metabolizadores y ayudan contra la diabetes, la coagulación de la sangre y evita enfermedades cardiovasculares.

Aunque no todos tienen tiempo de ir al gimnasio, hay muchas cosas que puedes hacer para ejercitar los músculos. ¿Quieres que tus músculos tengan memoria? Pues empieza a entrenarlos hoy mismo.

Como entrenar para tener unos glúteos firmes, ejercicios.

  • Descarga una app de ejercicios. En Internet hay cientos de apps que te sugerirán rutinas de ejercicios que podrás hacer en casa en solo diez minutos. Esto no tendrá resultados a corto plazo pero sí a largo.
  • Olvida el ascensor y el coche. Sube escaleras y camina, seguro que aun si no tienes diez minutos al día para hacer una rutina puedes hacer esto.
  • Si pasas mucho tiempo sentado quizá por el trabajo, levántate cada dos horas y mueve las piernas, aunque sea en el mismo sitio en el que estás de pie.
  • Baila, salta o corre. Seguro que hay alguna actividad que te guste y que te permita ejercitar tus músculos. Hazla cada vez que tengas ocasión.

No dudes que cualquier esfuerzo que hagas por ejercitarte tendrá buenos resultados, aun cuando pasen años sin hacer nada, pues ya has visto que sí, nuestros músculos tienen memoria.