Ejercicios con pesas para mujeres: 5 mitos

14 agosto, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el especialista en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte Marcos Castro Alonso
Cuando hablamos del entrenamiento con pesas, muchas veces pensamos en deportistas masculinos y no en mujeres. ¿Qué debemos saber sobre este tipo de rutinas para el sexo femenino?

Cuando hablamos del entrenamiento con pesas, solemos referirnos únicamente al sexo masculino. Sin embargo, cada día son más mujeres las que deciden incluir el entrenamiento con pesas dentro de su planificación. Pese a todo, aún sigue siendo un campo poco explorado por el género femenino. Esto suele ocurrir por una serie de falsos mitos o creencias que han ido apareciendo a lo largo del tiempo.

Para desmontar esos falsos mitos y poder aclarar y afianzar todos los conceptos que rodean el entrenamiento de pesas para mujeres, en el artículo que aquí presentamos profundizaremos sobre ello. ¡Conoce todo al respecto y consigue tus objetivos!

5 mitos acerca de los ejercicios con pesas para mujeres

1. El riesgo de lesionarse es mayor

Evidentemente, esto no es así. Es cierto que practicando trabajo de pesas, si no se domina el movimiento o la técnica adecuada, es posible sufrir cualquier tipo de lesión. Sin embargo, no es más peligroso que cualquier otra disciplina deportiva. Sin ir más lejos, podemos lesionarnos saliendo a correr por una mala pisada o ejercitando en la elíptica.

Es fundamental, sobre todo en la iniciación en el entrenamiento con pesas, conocer y saber ejecutar perfectamente la técnica de cada ejercicio. Para ello, deberemos realizar en primer lugar un buen calentamiento y una gran movilización articular antes de comenzar con los ejercicios.

A la hora de trabajar con cargas, será muy importante también la elección del peso adecuado para cada caso en particular, lo que nos permitirá disminuir el riesgo de sufrir cualquier tipo de lesión.

De hecho, el entrenamiento de fuerza nos ayudará a realizar un buen trabajo de prevención de lesiones. Esto último nos puede ayudar incluso a recuperarnos de dolencias previas y a fortalecer las articulaciones ante otras que pudieran aparecer.

La rutina torso pierna consiste en dos días de tren inferior y otras dos jornadas de trabajos de tren superior.

2.Para bajar de peso es mucho mejor el cardio que el trabajo con pesas

En primer lugar, es importante aclarar que si únicamente realizamos entrenamiento de cardio para bajar de peso estaremos cayendo en un importante error. Es evidente que el trabajo cardiovascular es un gran aliado a la hora de quemar grasa corporal y bajar de peso, pero no es el único ejercicio para lograrlo.

El entrenamiento con pesas, es decir, el trabajo de fuerza y tonificación, nos ayudará a crear una determinada masa muscular; en sí, esa masa es uno de los mejores ‘quemagrasas’ existentes, ya que consume energía permanentemente para continuar activa. Todo ello acompañado siempre de una buena alimentación, puesto que de lo contrario, todo el esfuerzo será en vano.

3. El entrenamiento con pesas hará que mi músculo crezca demasiado

Uno de los grandes miedos de las mujeres a la hora de realizar este tipo de entrenamiento es que no quieren sentirse demasiado ‘masculinas’, pero esto no debería preocuparlas. Pese a que se realice un entrenamiento con pesas para mujeres, este no tendrá los mismos efectos que en el género masculino.

Esta diferencia se debe al componente hormonal. Tal como comentábamos, las mujeres poseen un nivel inferior de testosterona con respecto al de los hombres, lo que les impedirá que su musculatura crezca al mismo nivel y ritmo.

4. El entrenamiento con pesas únicamente lo usan las culturistas

Otro mito es que el entrenamiento con pesas solo sea útil en disciplinas como el culturismo. Desde luego que no es así, ya que el entrenamiento de fuerza es de suma importancia para mejorar nuestras condiciones en cualquier disciplina deportiva e incluso en el día a día.

En el caso femenino, tiene un mayor peso aún. Esto se debe a que el entrenamiento de un componente tan importante como es la fuerza disminuye el riesgo de sufrir ciertas enfermedades, como la osteoporosis. El estímulo que producen estos trabajos en el cuerpo de la mujer mejora en gran medida la densidad ósea.

Trabajo de pesas para mujeres en el gimnasio con pesa rusa.

5. Con ejercicios de pesas para mujeres, mi cuerpo no tendrá un aspecto femenino

Para poder ganar músculo y perder grasa al mismo tiempo, que es lo que muchos buscan, es necesario el entrenamiento de fuerza junto con el trabajo cardiovascular. Aquí juegan de nuevo un papel importante los ejercicios multiarticulares, para los cuales podemos usar el propio peso corporal.

En vez de que nuestro cuerpo se vuelva más masculino, con los ejercicios de pesas para mujeres lo que se va a conseguir es acentuar las formas del cuerpo femenino. Esto, junto con una buena alimentación, permitirá alcanzar cualquier objetivo.

Después de tirar abajo los mitos anteriormente comentados, ya no tienes excusa para comenzar a utilizar la sala de musculación de tu centro fitness. ¿A qué esperas para coger las pesas y empezar a entrenar? ¡Te animamos a que lo intentes ya!

  • ACSM. (1998). Position Stand on Exercise and Physical Activity for Older Adult, Med. Sci. Sports Exerc., 30,(6): 992-1008.
  • W.P. Ebben y R.L. Jensen (1998). Strength training for women. Debunking myths that block opportunity. The Physician and Sports Medicine,  26(5).