Pomelo: propiedades y beneficios del fruto para el organismo

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Elisa Morales el 12 marzo, 2019
Pilar Gimeno Landa · 4 marzo, 2019
Si todavía no consumes pomelo de forma habitual, seguro que lo empiezas a hacer después de conocer todas sus propiedades y beneficios. Además, con las recetas que te proponemos, no vas a poder resistirte a comprar unos cuantos pomelos la próxima vez que vayas al supermercado.

El pomelo es una fruta que se encuentra dentro del grupo de los cítricos y se caracteriza por su sabor ácido y amargo. Además de tener un sabor agradable, posee numerosas propiedades y beneficios que analizamos en este artículo. Te sorprenderá cómo una simple pieza de fruta puede repercutir de forma tan beneficiosa en el organismo.

Además, al final del texto te proponemos diferentes recetas que incorporan esta fruta. Gracias a su versatilidad, es posible cocinar una gran variedad de platos dulces y salados que le encantarán a toda la familia.

Datos nutricionales del pomelo

Antes de analizar las propiedades y los beneficios del pomelo, es fundamental conocer sus datos nutricionales. A partir de ellos, podremos empezar a conocer este saludable alimento y tener una primera información acerca de sus nutrientes principales.

En primer lugar, cabe destacar que el pomelo es una fruta muy ligera; tan solo contiene 27 calorías por cada 100 gramos de producto. Esto lo convierte en un alimento muy beneficioso para todo tipo de personas, incluidas aquellas que desean perder peso.

Asimismo, contiene un 6 % de hidratos de carbono y un 0,8 % de fibra. Además, aunque en menor proporción, también es rico en ácido fólico, calcio y magnesio. Respecto a las vitaminas, contiene las del grupo A, B y C.

Como puedes comprobar, no hay ningún motivo por el que no debas tomar pomelo. No solo es una fruta ligera, sino que también cuenta con numerosos y saludables nutrientes.

Propiedades y beneficios

Contribuye a la pérdida de peso

Tal y como hemos comentado en el apartado anterior, el pomelo es una fruta baja en calorías. Es por ello que las personas que deseen perder peso la pueden añadir a sus comidas para conseguir platos saciantes y con pocas calorías.

Las frutas con agua son las que más ayudan a acelerar el metabolismo.

Por otro lado, el pomelo tiene la facultad de acelerar el metabolismo. Esto repercute de forma directa en el proceso de adelgazamiento, ya que logra que la pérdida de peso sea más rápida.

Eficaz contra el estreñimiento

Esta fruta es rica en fibra, por lo que su consumo es altamente recomendado en casos de estreñimiento ocasional. Se trata de una forma totalmente natural y saludable de evitar estos molestos episodios.

Además, la fibra ayuda a prevenir enfermedades tales como la diabetes, la obesidad o el cáncer de colon. Por esos motivos, los alimentos ricos en fibra deben estar presentes en la alimentación diaria de todas las personas.

Reduce los niveles de colesterol malo

Al contener un elevado número de antioxidantes, el pomelo es perfecto para reducir los niveles de colesterol malo. Consumir un pomelo al día es un buen complemento para la medicación que te haya prescrito tu médico de cabecera. Al mismo tiempo, estaremos cuidando nuestro corazón.

El colesterol malo y la salud cardíaca están estrechamente relacionados. Recuerda que la alimentación y el ejercicio son fundamentales para tener un corazón sano.

Retrasa el envejecimiento de la piel

Gracias a su contenido en vitamina C, el pomelo es el aliado perfecto en la lucha contra el envejecimiento. Este alimento contribuye a la formación del colágeno, proteína encargada de aportar elasticidad y firmeza a la piel. Un consumo regular de alimentos ricos en vitamina C hará que tu piel se mantenga joven y retrasarás la aparición de arrugas.

Diferentes formas de consumir pomelo

Ahora que conoces todos los beneficios y propiedades del pomelo, seguro que estás deseando incorporarlo a tu día a día. Aquí te ofrecemos cuatro maneras de hacerlo:

  • Zumos saludables y nutritivos: Es la forma habitual en la que se suele tomar el pomelo. A no ser que te encante el sabor ácido, te recomendamos que lo mezcles con otras frutas; este tipo de preparaciones son perfectas para perder peso. La receta de batido de pomelo, naranja y mango es un buen ejemplo de ello.
  • Ensaladas con un toque ácido: Si te gustan las ensaladas originales y saludables, el pomelo será tu ingrediente estrella. Prueba con mezclarlo con tomate, rúcula o queso de cabra y logra resultados espectaculares.
Ensalada de naranja y pomelo.

  • Salsas para carnes y pescados: Seguimos con las opciones más atrevidas. Te proponemos que añadas una salsa ácida con base de pomelo a tus platos de carne y pescado. Seguro que sorprendes a tus invitados.
  • Bizcochos, galletas y tartas: Si prefieres las opciones más tradicionales, te recomendamos la repostería. Puedes añadir pequeños trocitos a tus galletas o bizcochos para darles un toque diferente.

Al tratarse de una fruta poco consumida, se tiende a pensar que solo se puede tomar al natural o en zumo. Esto no es para nada cierto, ya que el pomelo es muy versátil y sirve para preparar platos tanto dulces como salados. 

  • Pomelo. Grapefruit, Citrus decumana L., Citrus paradisi. Federación Española de Nutrición. Recuperado de: http://www.fen.org.es/mercadoFen/pdfs/pomelo.pdf