Recogimiento de tendones: cómo tratarlo

Oriana Noguera · 31 octubre, 2018
El deporte es una manera de mantener y mejorar nuestra salud, pero no podemos negar que implica ciertos riesgos y pequeñas contraindicaciones, principalmente si no lo practicamos de la forma correcta; conoce como tratar el recogimiento de tendones

Al hacer actividad física nos concentramos solo en alimentación y ejercicios; sin embargo, los sistemas, órganos y tejidos que conforman nuestro cuerpo son tan importantes como los alimentos y entrenamientos. Por esta razón, es imperativo conocer los percances que pueden surgir y tratarlos, como en el caso del recogimiento de tendones.

Cuando el ser humano realiza cualquier movimiento o actividad física involucra el uso de músculos, ligamentos y tendones. A medida que pasa el tiempo los mismos toman fuerza y permiten la ejecución de ejercicios más difíciles. Asimismo, se exponen a diferentes riesgos que podrían afectar su funcionamiento.

Además de los músculos y ligamentos, los tendones son indispensables para movernos, puesto que son el tejido que une los músculos de los huesos. De esta forma, cualquier daño que pueda sufrir influye en el desempeño de los ejercicios, movimientos o incluso en el reposo de los músculos y articulaciones.

Dolor en la muñeca de la mano.

Ahora bien, el recogimiento de tendones es una patología también llamada tendinitis, y consiste en la inflamación de los tendones ya sea por alguna lesión o sobreentrenamiento del músculo. Es de suma importancia conocer cómo tratar la tendinitis, puesto que es un diagnóstico común en la vida del deportista. ¡Sigue leyendo!

Recogimiento de tendones

La tendinitis o recogimiento de tendones es muy común en ejercicios de flexibilidad o deportes como la natación o atletismo. Por este motivo es necesario tener en cuenta los siguientes aspectos para evitar el recogimiento de tendones:

  • No hacer ejercicio sin calentar: esto es perjudicial para los tendones al no estar condicionados para realizar movimientos demandantes.
  • Comer sano: mantener una alimentación que provea los nutrientes necesarios garantiza el buen estado de los tendones; lo que previene posibles lesiones o patologías.
  • Evitar malas posturas y esfuerzos innecesarios: realizar malos movimientos o emplear de manera incorrecta los músculos puede causar la inflamación del tendón.
  • Descansar lo suficiente: durante el descanso los músculos, tendones y ligamentos se recuperan de las microfisuras que se generan en el ejercicio. Por lo tanto, es imperativo descansar lo necesario para que los tendones se conserven en buen estado.

¿Cómo tratar la tendinitis?

Ahora bien, la tendinitis se caracteriza por la inflamación del tendón, lo que causa dolor. Además de eso, la zona afectada suele presentar enrojecimiento en la piel. Normalmente los sitios más propensos a padecer tendinitis son los hombros, talones, rodillas o codos.

Chica con dolor en el codo de entrenar.

Tratar el recogimiento de tendones no requiere de mucho esfuerzo, antes de todo se busca aliviar el dolor; ya que suele ser constante y molesto para mover las articulaciones o contraer los músculos. De esta manera, las opciones para lidiar y curar la tendinitis son las siguientes:

  • Masajear la zona afectada: dar leves masajes con cremas o aceites en el lugar donde se sitúa el dolor ayuda a bajar la inflamación. El aceite de ricino es ideal para disminuir este tipo de dolores, así que puedes aplicarlo en la zona que sufrió la lesión.
  • Usar compresas frías o calientes: esto depende del grado de inflamación y rigidez que tenga el área afectada. Es decir, si es un dolor muy leve es mejor usar una compresa fría, por otro lado si es un dolor intenso es más recomendable usar una compresa caliente que relaje la parte del cuerpo en la que el tendón esté inflamado.
  • Guardar reposo: esta opción se puede poner en práctica de manera parcial o completa dependiendo la gravedad de la tendinitis. Así que si es muy intenso el dolor y la inflamación, es primordial guardar reposo total; si es leve con reducir la cantidad de esfuerzos y actividad física basta para que el tendón pueda sanar poco a poco.
  • Tomar antiinflamatorios: también se puede ingerir analgésicos acelerar el proceso de recuperación, es importante que sean fármacos libres de esteroides, como el ibuprofeno. De igual forma, puedes consumir desinflamatorios naturales como la piña o el pepino.
  • Acudir a un fisioterapeuta: esto es lo más conveniente, especialmente para los deportistas. Debido a que las lesiones ocasionadas por deportes merecen un trato especial. Entonces, acudir a un fisioterapeuta deportivo es lo ideal para la recuperación de los tendones a través de las terapias que el médico aplique.

El recogimiento de tendones no es una patología extremadamente grave, sin embargo, es necesario que sea tratada como cualquier otra lesión que pueda aparecer. Así que no restes importancia a cualquier indicio que tu cuerpo pueda manifestar. Pon en práctica las opciones para eliminar el recogimiento de tendones y poder ejercitarte de manera cómoda y adecuada. ¡Cuida tu cuerpo, recuerda que es tu bien más preciado!