Combina tus entrenamientos con pesas y cardio para perder mayor cantidad de grasa

Francisco María García · 21 abril, 2019
La duda de si es mejor hacer pesas o ejercicios de cardio suele estar presente en muchos deportistas. En la práctica, siempre lo recomendable es hacer una combinación de ambos tipos de actividad física.

Quienes empiezan a ejercitarse con el objetivo de perder grasa y bajar de peso, suelen tener esta duda: ¿Es mejor hacer entrenamientos con pesas y cardio u optar por uno de los dos solamente? Existen muchas teorías y mitos alrededor de estos dos tipos de ejercicio a la hora de quemar grasa; analizaremos el tema para intentar llegar a una conclusión.

Hasta hace poco tiempo se pensaba que, para perder kilos y quemar calorías, se tenía que hacer interminables sesiones de cardio de baja intensidad. Sin embargo, los resultados nunca fueron concluyentes y, para lograr mejores efectos, es necesario profundizar en el tema.

Las teorías han ido evolucionando en función de nuevas investigaciones y descubrimientos. En la actualidad, la tendencia consiste en complementar las sesiones de cardio con entrenamientos con pesas.

Perder grasa con ejercicios cardiovasculares

Los ejercicios cardiovasculares son ejercicios aeróbicos que permiten quemar grasa de forma inmediata, en el momento mismo de realizar el entrenamiento. En esta categoría se encuentran actividades como correr, saltar, nadar, bailar, hacer bicicleta, etc.

Estos ejercicios movilizan grandes grupos musculares. Para ello, toman la energía principalmente de las grasas y, en menor medida, del glucógeno.

Este proceso ocurre porque el organismo, al poner en marcha los diferentes grupos musculares, toma como primera fuente de energía la glucosa. Sin embargo, como la glucosa se termina rápidamente, se recurre a las grasas acumuladas, lo que nos permite eliminarlas.

De esta forma, una realidad es indiscutible: el cardio es el ganador a la hora de quemar calorías y grasa durante el ejercicio. No obstante, hay que tener en cuenta que, para que esto funcione, se necesita un tiempo mínimo de entrenamiento y que los ejercicios incluyan intervalos de alta intensidad.

Con una bicicleta elíptica en baja intensidad, se pueden quemar unas 225 calorías en media hora.

Para que la quema de grasa sea efectiva, deberán haber transcurrido por lo menos 30 minutos de actividad. También es importante tener en cuenta que, a medida que pasa el tiempo, el cuerpo se adapta al ejercicioy se vuelve cada vez más difícil quemar calorías y grasa.

Las pesas como instrumento para perder grasa

Las pesas son un ejercicio anaeróbico en el que el organismo recurre al glucógeno como principal fuente de energía. En este tipo de ejercicio, los músculos involucrados trabajan a su máxima potencia, por lo que utilizan el glucógeno y los aminoácidos presentes en ellos como combustible.

En un primer momento, el número de calorías y la cantidad de grasa quemada con esta actividad es menor en comparación con los ejercicios de cardio.

Sin embargo, al analizar más detenidamente el proceso que se genera en el organismo, es posible afirmar que el entrenamiento con pesas es también un gran aliado a la hora de quemar grasa.Esto ocurre principalmente por dos razones:

  • Este tipo de rutinas de ejercicios intensifica el consumo de oxígeno, y eso tiene como consecuencia un mayor consumo energético. Es decir que, como el tiempo de recuperación muscular después del ejercicio es mayor y la tasa metabólica permanece elevada, se siguen quemando calorías horas después de haber terminado el entrenamiento.
  • Los músculos queman grasa por sí solos, sin necesidad de ejercitarlos, y los ejercicios con pesas generan una ganancia muscular. Esto hace que el organismo, al tener una musculatura más desarrollada, queme grasa durante todo el día, sin necesidad de hacer nada.

Cuando una persona entrena con pesas regularmente, puede realizar entrenamientos más intensos a medida que su estado de forma mejora. Esto tendrá una repercusión directa en el aumento muscular, lo que a su vez generará un incremento de su metabolismo basal y una mayor quema de grasa.

Todo este proceso, derivado de combinar estos ejercicios, es como una cadena que tiene un efecto muy beneficioso en el organismo. A ello habría que sumarle también una alimentación adecuada para estos objetivos.

Cuidar tu cabello mientras entrenas en el gimnasio es posible con apenas algunos trucos sencillos.

El éxito está en combinar los entrenamientos con pesas y cardio

Está claro entonces que no hace falta elegir entre un entrenamiento con pesas y uno con cardio para quemar grasas. Cada uno tiene su propio efecto para este fin, siempre que se lo practique de la forma adecuada y regularmente.

El cardio es una buena opción para quemar grasas y perder peso de forma más rápida, pero las pesas lo hacen de manera más efectiva y duradera. Lo ideal es, por lo tanto, combinar los entrenamientos con pesas y con cardio para tener los mejores resultados.

  • Catalina Molina; Gabriela Cifuentesa; Cristian Martínez; Rodrigo Mancilla. 2016. Disminución de la grasa corporal mediante ejercicio físico. Extraído de: https://scielo.conicyt.cl/pdf/rmc/v144n10/art03.pdf
  • Javier Ibáñez, Cristina; Eseverri, Elena Martín; Esteban Gorostiaga. Ejercicio físico para prevenir la obesidad. Instituto Navarro del Deporte. Extraído de: https://www.deporteyjuventudnavarra.es/imagenes/documentos/obesidad-y-ejercicio-fisico-61-es.pdf
  • Norman MacMillan K. 2009. Ejercicio y quema de grasas: Escuela de Educación Física, Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, Chile. Extraído de: https://scielo.conicyt.cl/pdf/rchnut/v36n1/art08.pdf