La importancia de la comunicación en el deporte

18 julio, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el psicólogo Francisco Roballo
La comunicación es una habilidad que trasciende todas las esferas de actividad humana. Ahora bien, cuando un grupo de personas lucha por ciertos objetivos, esta se vuelve especialmente importante.

La comunicación en el deporte no acapara el foco de atención cuando se habla de metodología. No obstante, un equipo con una buena comunicación suele ser más exitoso, pero… ¿qué implica una buena comunicación? ¿Cómo se logra?

En primer lugar, es necesario aclarar que la comunicación como dispositivo de contacto e interacción entre humanos trasciende el deporte. La capacidad de comunicarnos a niveles tan complejos como el lenguaje y otros canales ha sido la base del desarrollo de nuestras sociedades.

Y es que la comunicación permite el desarrollo, la cooperación y el trabajo coordinado. Como en la historia de la Torre de Babel, cuando los seres humanos no pueden comunicarse, tampoco pueden lograr sus objetivos.

La comunicación en el deporte

El deporte como actividad humana no escapa a la necesidad de la comunicación. Para entender las reglas, trabajar en equipo o interactuar con los rivales y el público, ya sea de forma hablada, con señales o a través de gestos, la comunicación siempre está presente. Así entonces, podemos verla en:

  • Entrenamientos: el trabajo con preparadores físicos y cuerpo técnico requiere de una buena comunicación. Precisamente, se la considera ‘buena’ cuando es fluida y los receptores captan de forma correcta el mensaje.
  • Juegos: principalmente entre compañeros, los deportistas deben entenderse muy bien dentro del campo de juego. Comprender lo que va a hacer el otro a través de una mirada, un gesto o una frase a la distancia es fundamental.

¿Qué es la comunicación?

La comunicación se logra cuando un emisor hace llegar un mensaje a un receptor a través de un canal, que puede ser lingüístico o paralingüístico. Sin embargo, la comunicación nunca es clara, concisa y directa, sino que suelen existir diversas interferencias.

ambiente competitivo y cooperativo

En el deporte, estas interferencias cobran especial relevancia, y es de suma importancia que los deportistas adquieran la destreza de superarlas. Entre las principales, podemos destacar:

  • Ambientes saturados de ruido: los escenarios donde se suele desarrollar la actividad deportiva cuentan con mucho ruido por parte de los aficionados, lo que puede dificultar la comunicación entre los participantes.
  • Presencia de rivales: muchas veces los mensajes tienen que ser cifrados, lo que se logra cuando los integrantes de un equipo se entienden muy bien.
  • Múltiples roles: en un equipo puede haber muchos participantes y, a su vez, muchos roles. Si la comunicación no se estructura bien, esto puede significar un problema.

Comunicación asertiva: fundamental en el deporte

A nivel psicológico, la comunicación es un pilar para que los miembros de un equipo puedan desarrollar sus tareas de acuerdo a ciertas pautas. Una comunicación vertical y de mando por parte de los entrenadores podría dejar las pautas claras, pero no ser asertiva por carecer de bidireccionalidad.

La comunicación asertiva se logra cuando un deportista, además de recibir órdenes estratégicas, es parte del proceso en que se desarrollan esas decisiones. Cuando un deportista se siente parte de un proyecto, significa que se siente escuchado, que tiene voz dentro del equipo.

Un deportista necesita sentirse reconocido por más que sus habilidades deportivas; por tanto, cuanto más participación tenga en el proceso de comunicación, mejor será su rendimiento personal y hacia el equipo.

El rol del entrenador

Los entrenadores, además de ser un punto de referencia, son quienes imparten las pautas de funcionamiento del equipo. Entonces, lograr una comunicación asertiva dependerá principalmente del estilo de comunicación que tenga el entrenador. Algunos consejos pueden ser los siguientes:

  • Ser claro y conciso: no es necesario dejar aspectos vinculados al juego abiertos a la interpretación. Al menos se debe intentar ser claro en las ideas, en los conceptos y en la manera en que estos se trasmiten.
  • Ser directo: la comunicación a través de terceros no es la más asertiva y suele generar el efecto de teléfono descompuesto.
  • Utilizar varios recursos: la comunicación no siempre es hablada, un entrenador necesita gesticular, escribir, dibujar y utilizar todos los medios que tenga a su alcance para trasmitir sus ideas.
  • Permitir la inclusión: un entrenador debe lograr que sus deportistas se sientan escuchados sin que esto interfiera demasiado en sus ideas de juego. Entonces, ha de establecer una comunicación bidireccional, en la que el feedback sea la herramienta por la cual reciba las necesidades y emociones de sus dirigidos.
Los refuerzos positivos deben usarse con mucho criterio.

  • Convencer: ser carismático depende de una comunicación asertiva. Si los deportistas confían en su entrenador y entienden la manera en que este trasmite las cosas, será más fácil convencerlos de que pueden alcanzar los objetivos.

La retroalimentación: otra clave de la comunicación en el deporte

Cuando el mensaje muere en el receptor sin la posibilidad de recibir una respuesta, existe un problema de comunicación. El feedback —la retroalimentación— es la base de una comunicación basada en conseguir objetivos deportivos.

Podría decirse que es un dispositivo para que los integrantes de un equipo, a cualquier nivel, reciban una evaluación de desempeño y también puedan emitirla. Esto es válido tanto para deportistas como para entrenadores.

Cuando vemos un conflicto evidente entre deportistas del mismo equipo o con sus entrenadores, significa que no se utilizaron los medios correspondientes para su resolución. De aquí la importancia de que se empleen mecanismos de comunicación asertiva, en la que todos los integrantes de un equipo puedan expresar su parecer y resolver los conflictos en los ambientes que corresponden.

Aunque para muchos no parezcan una cuestión indispensable en el ámbito deportivo, todos estos aspectos ligados a la comunicación en el deporte se verán directamente reflejados en el campo de juego. ¡Siempre es positivo tenerlos en cuenta y llevarlos a la práctica!

  • Aicart, L. M., Fernández, I. C., López-Walle, J., & Solá, I. B. (2017). Controlling coach style, basic psychological need thwarting and ill-being in soccer players. Revista de Psicologia del Deporte, 26(4), 119-124.
  • García-Angulo, A., García-Angulo, F. J., Torres-Luque, G., & Ortega-Toro, E. (2019). Applying the new teaching methodologies in youth football players: Toward a healthier sport. Frontiers in Physiology, 10(FEB). https://doi.org/10.3389/fphys.2019.00121
  • Torrado, J., Arce, C., Vales-Vázquez, Á., Areces, A., Iglesias, G., Valle, I., & Patiño, G. (2017). Relationship between Leadership among Peers and Burnout in Sports Teams. The Spanish Journal of Psychology, 20, E21. https://doi.org/10.1017/sjp.2017.18