Cómo usar correctamente las máquinas de cardio

Virginia Duque · 18 abril, 2018
Aunque es cierto que el cardio ayuda a quemar calorías y a tonificar, este deberá ir siempre combinado con pesas, que queman calorías grasa incluso de manera más rápida y efectiva que las máquinas de cardio

Uno de los errores más comunes que cometemos al hacer ejercicio es pensar que más es mejor. Y entonces creemos que el cardio es lo único que nos va a tonificar o a ayudar a perder grasa, y nos pasamos horas y horas haciendo los mismos ejercicios con los mismos músculos. ¿No sabes cómo usar las máquinas de cardio de manera correcta?

Qué son las máquinas de cardio

Son equipos de fitness que se usan para entrenamientos cardio vasculares con el fin de quemar grasa y tonificar diversas partes del cuerpo. Además, mejoran nuestro estado físico ya que mejoran la circulación sanguínea.

¿Son de verdad eficaces los controladores de calorías de las maquinas de cardio?

Confía en ti y en tus posibilidades; con voluntad y constancia, el cambio y los resultados surgirán

Aunque todas sirven para estos fines, cada una suele centrarse en una parte del cuerpo en particular. Por ello es importante conocerlas y saber cómo, por qué y cuándo usarlas.

Bicicletas

Las bicicletas han formado parte de nuestra vida desde siempre. Las estáticas que se pueden tener en casa o usar en el gimnasio, se centran en trabajar el tren inferior, incluyendo muslos y caderas. Además si se trata de las que te permiten estar sentado, trabajarás también los abdominales.

Por otro lado, las de spinning son muy útiles para fortalecer el tejido muscular de la espalda y los lumbares evitando así posibles molestias y dolores.

Elípticas

Chica hace cardio en la máquina elíptica.

Esta máquina que surgió no hace mucho tiempo es ideal para dar forma a tus glúteos y piernas, pero además es ideal tanto para calentar como para quemar grasa y calorías rápidamente. De hecho, es posible quemar más grasa que con la cinta de correr.

Cinta de correr

Y hablando del rey de Roma… Aunque el mayor impacto se produce en las piernas, con las cintas de correr es posible trabajar varias zonas del cuerpo a la vez, además de que mantiene activo nuestro organismo debido a la alta presión vascular que se crea con las carreras.

Remo

Las máquinas de remo son en ocasiones las más olvidadas del gym, pero son de lo más efectivo. Además de producirse una gran quema de calorías cuando la usas, podrás trabajar piernas, espalda, brazos y abdominales a la vez. Solo por eso merece la pena probarla.

Plataformas vibratorias

Aunque hace tiempo se vendió como la máquina ‘mata-celulitis’, se ha comprobado que sus efectos positivos nada tienen que ver con este asunto. Se trata de una plataforma que hace vibrar todo el cuerpo, lo cual activa los flujos corporales permitiendo su circulación de forma más fluida y permitiendo que todo en nuestro cuerpo funcione de manera correcta.

Escaleras

La máquina de subir escaleras es ideal para moldear glúteos, pantorrillas y muslos. Además produce una quema de caloría increíble y activa nuestro riego sanguíneo. La única desventaja es que produce un gran impacto en las rodillas, por lo que si tienes problemas en estas, deberás tener cuidado.

Esquí

Ya no se necesita tener nieve gracias a la máquina de cardio de esquí. Con ella ejercitarás todo el cuerpo y los resultados saltarán a la vista incluso antes de lo que imaginas.

Cómo usar correctamente las máquinas de cardio

¿Son de verdad eficaces los controladores de calorías de las maquinas de cardio?

Como dijimos anteriormente, son ideales para quemar grasa, pero en ocasiones nos olvidamos de una verdad latente: el cuerpo se acostumbra a los movimientos repetitivos. Por tanto, no servirá de nada que vayamos todos los días al gym si hacemos cardio y nada más, y mucho menos si siempre usamos las mismas máquinas.

Si quieres que este entrenamiento sea efectivo, deberá incluir entre 10 y 20 minutos de calentamiento en la elíptica, la bicicleta o la cinta de correr, o mezclando dos de ellas. Luego un circuito por la zona de pesas, ejercicios de fuerza y abdominales, para más tarde terminar haciendo unos 20 minutos de cardio de nuevo.

Las máquinas de cardio han sido creadas para calentar y para volver al ritmo normal, y esta es la mejor forma de usarlas. Por tanto, hazte tu propio entrenamiento o pide a los monitores de tu gimnasio que te ayuden a hacer uno.